Monday, August 02, 2010

¿Agencia espacial mexicana?


Uno de los problemas que -aparentemente- se ven cada vez con más frecuencia en nuestro país, es la falta de consensos, de la posibilidad de organizarnos adecuadamente, y por ende, de la cantidad de disputas que esta falta de coordinación provoca, logrando como consecuencia que muchos proyectos no se puedan llevar a cabo.

Esto viene a cuento por la siguiente nota que acabo de leer:

Se queja Neri Vela de sedes de AEXA
  • "(AEXA) era una sugerencia, de un grupo del Estado de Hidalgo, pero no tiene ninguna validez legal", dice Neri
  • El astronauta se refirió al posible Centro Espacial en Chetumal, e invitó al Gobernador de Quintana Roo, a analizar mejor el proyecto
Diana Saavedra
Ciudad de México (2 agosto 2010).- Que el grupo de promotores de la recién creada Agencia Espacial Mexicana, encabezado por el ingeniero Fernando de la Peña, anunciara un plan para establecer sedes en tres diferentes entidades de la República, molestó mucho a la comunidad científica, comentó el astronauta mexicano Rodolfo Neri Vela.

"Según la Ley, está clarísimo que las oficinas generales estarán en el Distrito Federal... La Ley hay que leerla, dice que la junta de gobierno es la que va a decidir sobre los foros de consulta, definir los proyectos, preparar el organigrama y convocar para la designación del director", agregó Neri Vela.

"No compartimos las ideas de esa pareja de individuos (De la Peña y el astronauta José Hernández), que quiere instalar cosas turísticas, de diversión y tipo feria en Quintana Roo y en algunos otros lugares, creemos que sus ideas son muy disparatadas, si las quieren hacer están en su total libertad, que lo hagan, les deseo mucho éxito, pero que lo hagan con sus recursos, que no traten de mezclarlo con la Agencia Espacial Mexicana", dijo.


Neri Vela se refirió al posible Centro Espacial en Chetumal, e invitó al Gobernador de Quintana Roo, Félix González Canto, a analizar mejor el proyecto y a acercarse a quienes conocen más sobre el tema.
"Quien les haya dicho que lo va a hacer por 120 millones de dólares es un gancho para después ir inflando el presupuesto y tal vez nunca terminar, por otra parte, querer enviar viajes turísticos al espacio desde esa zona sería un fracaso comercial", estimó el doctor.

"Se trata de una tecnología muy avanzada, muy protegida, que seguramente Estados Unidos prohibirá que sea exportada en los próximos años, por lo que, lo más seguro, es que no sea realizable".
Sobre el museo interactivo propuesto, estimó que sería algo irrealizable, pues no hay frecuencia de vuelos a Chetumal, es más barato volar a Houston, y el instalado por la NASA es extraordinario como para hacerle competencia.

Promotores divididos
Pese a que se reconoce que la creación de la Agencia Espacial Mexicana es un proyecto de la comunidad científica, los legisladores y aquellas personas que han impulsado la iniciativa, sus promotores están divididos ahora que es una realidad. "En estos momentos lo que hay es un grupo promotor, en el que participamos las academias y las universidades, y una pareja de individuos que se quiere autonombrar los padres y dueños de todo, que son el ingeniero De la Peña y el astronauta estadounidense José Hernández", señaló Neri Vela.

"Reconocemos que en un principio el ingeniero Fernando de la Peña también participó en la iniciativa, pero también ya tiene un buen rato que el señor ha querido trabajar por su lado, de manera individual, sin coordinación con la comunidad científica". El doctor Neri Vela enfatizó que la creación de la Agencia es producto del esfuerzo de muchos mexicanos, desde los legisladores, diputados y senadores, como funcionarios de dependencias como el Conacyt, la SEP, la Secretaría de Relaciones Exteriores, y por parte de la comunidad científica, la Academia Mexicana de Ciencias, la Academia de Ingeniería, la UNAM, la UAM, el IPN y el INAOE, principalmente.

El astronauta explicó que varios miembros de la comunidad científica, encabezados por el ingeniero Gerardo Ferrando Bravo, han tenido ya pláticas con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes para el diseño de los Foros que deberán ser convocados, según lo establece la Ley en el tercer artículo transitorio.
"Somos un grupo serio, integrado por doctores, ingenieros y científicos de diferentes ramas de la tecnología espacial, y estamos colaborando estrechamente con la SCT para apoyarlos en lo que sea necesario en la realización de los foros, en los temas que serán tratados, la mecánica, etcétera", explicó Neri Vela.

Dejar de decir AEXA Luego de la publicación del decreto de Ley que crea la Agencia Espacial Mexicana, el astronauta mexicano Rodolfo Neri Vela pidió que se le deje de llamar AEXA, pues en ningún sitio de la ley publicada se le nombra así. "La Agencia Espacial Mexicana no tiene siglas. Si leemos todas las páginas que fueron publicadas en el Diario Oficial de la Federación, el 30 de julio de 2010, en ningún lado dice AEXA", enfatizó el doctor Neri Vela. "AEXA es el proyecto muy particular de (Fernando de la Peña y José Hernández), hay que decir Agencia Espacial Mexicana o, en todo caso, utilizar las siglas AEM, las siglas que se utilicen y el logotipo que se utilice serán designados por la Junta de Gobierno.

Hasta aquí la nota. Llama la atención todo este asunto por una razón: La incipiente Agencia Espacial Mexicana ¿AEXA? empieza con dificultades desde incluso su nombre. ¿Debe llamarse AEXA, o AEM, o cómo? Vaya, no tenemos nada construído aún para "competir" (valga el término), en la carrera espacial. No somos capaces de lanzar el mínimo cohete ni siquiera para que orbite alrededor de la Tierra. No tenemos nada absolutamente y ya hay pugnas. Ya se están peleando por los dos pesos de presupuesto. ¡Qué lamentable!

La verdad es que todo esto es poco menos que ridículo, pero refleja de alguna manera cómo se plantean las cosas en este país. Hay quien se quiere adjudicar el haber creado dicha agencia, otros que quieren ser miembros activos de ella, otros más que se sienten con más derechos, ya sea porque fueron al espacio o porque aún son astronautas. Si así están las cosas, ¿quién espera que esta improbable iniciativa prospere?

4 comments:

Chochos said...

Hasta donde yo sé, la justificación para esta agencia es que no vayamos a perder las órbitas que tenemos con los satélites Morelos, pues ya están llegando al fin de su vida útil y ya están otros países (como Francia por ejemplo) queriendo apañar el derecho a usar esas órbitas.

Si no tenemos una agencia propia, es muy fácil que cuando expiren las licencias de esas órbitas, el organismo internacional que las otorga prefiera pasárselas a un país que tenga algún tipo de programa espacial, aunque a fin de cuentas utilicen transporte gringo para subirlos (como hicimos nosotros cuando subimos esos satélites).

ukok said...

Pues yo estoy deacuerdo que se haga, pero siempre y cuando beneficie a la ciencia a estudiantes y demas circulo cientifico nacional. Ya eso de querer poner un museo y eso se me hacen solo estupideces de gente que quiere sacar provecho de eso.

Morsa said...

Ukok,

ahí está el asunto. ¿Qué se puede hacer en ciencia espacial a nivel México? ¿podríamos lanzar algo al espacio? ¿podríamos mantener comunicación y control sobre un satélite artificial -digamos primitivo para los estándares actuales?

Porque para poner un museo que seguramente no tendría nada de México en el espacio, amén de los satélites Morelos y Solidaridad, que se enviaron en cohetes gringos, no hay nada de desarrollo en esa área.

saludos
Manuel

Francisco said...

De donde salió el nombre AEXA? No tiene mucho que ver con "Agencia Espacial Mexicana".

Efectivamente, no sería razonable esperar que vamos a estar lanzando o controlando cohetes inmediatamente ni que en este momento tenemos la capacidad técnica, pero por algún lado se empieza. Brasil tiene una agencia espacial. Habría que informarse que es lo que han estado haciendo. También me imagino que podríamos empezar buscando colaboraciones con la NASA o con la agencia Europea o con la construcción de la estación espacial.
Estoy pensando en 10, 20 años. Se requiere tiempo para consolidar una institución. A mí me parece que es una idea que vale la pena desarrollarse.
Solamente espero que no ocurra, como suele pasar, que el "jaloneo" y la grilla sea tan fuerte que termine por descarrilarse un proyecto que en principio me parece valioso. Sí, el artículo de Neri, aunque contiene algunos puntos interesantes, da la impresión general de que lo que no le gusta es que lo están dejando fuera de la jugada o no le están dando el lugar que él quisiera.