Friday, July 22, 2011

Un ejemplo patético del tercermundismo mexicano


El 27 de junio de este año escribí algo sobre el ser mexicanos en este blog. Vean la noticia que veo hoy en el periódico Reforma:

Ayudan mexicanos en regreso de Atlantis 
 
Carlos Salicrup, médico y piloto miembro de la Academia Nacional de Medicina y de la Junta de Gobierno de la Agencia Espacial Mexicana.
 
Foto: cortesía Carlos Salicrup

El mexicano formó parte de los equipos de soporte en caso de una contingencia médica

Diana Saavedra

Ciudad de México  (21 julio 2011).- Entre los trabajadores habituales de la Agencia Aeroespacial Estadounidense (NASA, por sus siglas en inglés), algunos especialistas mexicanos colaboraron en las labores programadas para el regreso del último orbitador de la Agencia: el Atlantis.

Carlos Salicrup, médico y piloto miembro de la Academia Nacional de Medicina y de la Junta de Gobierno de la Agencia Espacial Mexicana, comentó vía telefónica que la experiencia de ver aterrizar el transbordador fue impresionante, pese a que ya ha sido invitado en varias ocasiones por la NASA a participar en este tipo de eventos.
 
"Desde las 2 de la mañana estuve listo, a las 4:30 nos avisaron que ya venía en camino (el Atlantis) y que era la órbita 200 la que iba a tomar. A esa hora nos fuimos a la pista y vimos pasar la Estación Espacial. Poco después se escucharon las dos explosiones sónicas y tuvimos la fortuna de verlo aterrizar", narró Salicrup.

"Posteriormente fuimos a la pista porque teníamos que regresar a recoger unas cosas, y nos encontramos conque el paso estaba cerrado porque estaban moviendo el transbordador para llevarlo a la plataforma donde se realizó un homenaje y ahí tuve la oportunidad de estar muy cerca, de verlo muy de cerca".

El piloto agregó que se encontró con un ingeniero mexicano que trabaja para la NASA y que desde hace tiempo, está en Houston.

"Él trabaja en la NASA. Atrás del transbordador hay conectada una planta de enfriamiento, de aire acondicionado, y es su trabajo mantener esa planta", dijo. "Yo estaba en la plataforma de la pista, es mucho mejor que desde la torre de control, donde hay una plataforma que, generalmente, es usada cuando un Boeing 747 trae a la nave".

Aunque no tuvo oportunidad de ser de los primeros en revisar a los astronautas, encabezados por el comandante Chris Ferguson, Salicrup formó parte de los equipos de soporte en caso de una contingencia médica.

"Me han invitado para continuar haciendo trabajos de investigación, para que siga viniendo, aunque por el momento no hay nada planeado. Creo que por parte de la Agencia Espacial Mexicana se pueden hacer otros convenios para continuar con los trabajos", enfatizó el mexicano.

Hasta aquí la nota de Diana Saavedra.

Me da la impresión que este país requiere urgentemente de héroes. No puede ser que se publique una nota por demás absurda. El doctor Salicrup en términos reales no hizo nada. Su colaboración se reduce a cero en términos prácticos. Pero claro, es un mexicano y estuvo ahí, en la escena importante del regreso del último viaje de los transbordadores. México, señores, SIEMPRE, léanlo bien, está en los grandes eventos, como éste. No podemos más que felicitar al Dr. Salicrup por representar a la raza mexica en tan importante evento.

Obsérvese en la foto el orgullo mexicano. La bandera tricolor en el brazo, el rostro firme, sereno y alegre de un extraordinario doctor que está -como la mayoría de los mexicanos quisiesen estar- en los grandes eventos, haciendo historia.

Y como diría Homero Simpson, "por si no lo notaron, quise ser sarcástico". Curioso es el hecho de que el propio Dr. Salicrup quería sus 15 minutos de fama (como diría alguna vez Andy Warhol) y él le dio al periódico Reforma la foto, en la que sale con la indumentaria propia de alguien que está trabajando en la NASA. En serio, háganme el reverendo favor. Cabe señalar que el Dr. Salicrup  dice que había otro ingeniero mexicano, al cual se encontró en esos momentos históricos, pero claro, no dice ni siquiera el nombre de su colega, porque en el fondo es una noticia en donde este baboso quiere parecer único e irrepetible.

Por eso este país no puede avanzar. Porque nos hacen creer que el estar presente, aunque no se haya hecho nada, es digno de ser mencionado. Porque parece que nos falta gente de real valía y por ende, nos echan al ruedo a cualquiera que sea mexicano y que por alguna razón se encuentre en un momento "histórico", cosa que -desde luego- tiene que ver con la trascendencia que le dan los periodistas a las noticias que surgen.

La presencia del Dr. Salicrup seguro no apareció en ningún otro periódico que no sea de nuestro país. Cualquier agencia de noticias internacional desecharía esa noticia por tonta, inútil e irrelevante. Pero no así los de ridículo periódico Reforma, que entre sus consignas parece ser la de mostrar a los mexicanos ilustres, aunque no hagan nada en términos reales con respecto a la noticia que se está dando, que es precisamente en este caso el hecho de que regresó el transbordador de su último viaje.

Triste tercermundismo, promovido además por los medios. Me indigna todo esto.

12 comments:

Azogue said...

Si, tal pareciera, como dices, que este pais requiere heroes: "niños heroes" o heroes grandes, en futbol o en ciencia, en politica o en acciones sociales...

Esto, a la par de que los periodicos lo saben, propicia esta clase de basura en los medios de comunicacion...

La clasica del futbol: "ganamos!! "... cuando solo 11 personas jugaron en cancha... la clasica de los espectaculos: "mexico gano un oscar, un grammy o cualquier cosa por el estilo"... " mexico esta representado en tal festival..." (solo esta representada la persona que hizo el trabajo)..."mexico ha ganado tres premios nobel" (solo lo gano la persona, no 100 millones de gente que ni al caso)... y muchos mas ejemplos...

Vende, vende... no importa como... distribuye un tema "noble" en medio de una serie de paginas llenas de inmundicia (nota roja, politica corrupta, anuncios pagados que muestran basura) y tendras a la gente comiendo de tu mano... o alimentando tus bolsillos y perpetuando el fraude social en el que la humanidad se esta convirtiendo...Esto es parte de la formula...

Al meter esta clase de temas, inconcientemente se le muestra que somos parte de una raza noble y poderosa, que cualquier hijo de vecino puede llegar a la realizacion sin esfuerzo (practicamente nunca se describe la inversion en tiempo y esfuerzo y por supuesto la capacidad real del "heroe")....

Estas notas siempre encuentran su publico idoneo: aquellos que consideran el éxito como causa del azar, al alcance de unos pocos privilegiados o solo conseguible por corrupcion...

Dicho sea de paso, definitivamente este don nadie (que por efectos mediaticos se convirtio temporalmente en un don alguien), es una parte del sistema, no se si a proposito o por error, pero en cualquier caso, es solo algo que beneficia a.... nadie (excepcion hecha de los dueños del periodico que vendieron algo con esa nota)...

¿No son suficientes el Santo y la Tetona Mendoza como superheroes de pelicula e historieta?... bueno, ponganle una placa a este vecino o un nombre a una calle en su pueblo original, o nombrenlo hijo predilecto de San Piporro el Alto o como se llame su lugar, y listo, demosle vuelta a la pagina, que siempre hay cosas mas interesantes qe hacer...


saludos!!!

(Es hora del cafe, por eso le corto aqui...)

Manuel "el ruso" García said...

Quihubas:

No sé si sea tercermundismo, porque hará unos 12 ó 13 años los gringos decidieron hacer una película sobre el desciframiento de la máquina quw usaban los alemanes para mandar mensajes cifrados durante la segunda guerra mundial. Quienes lo lograron fueron los británicos (con todo un equipo formado por ajedrecistas, por cierto), pero en la película, por supuesto, fueron los gringos. En el caso de una potencia como los gringos, me parece casi imperialismo cultural, en el caso de México, o Ucrania (varios ucranianos te salen con que Jesucristo o Einstein fueron ucranianos, o que Ucrania "civilizó" Francia), me suena a complejo de inferioridad.

Cuando lo del huracán Katrina, México ofreció enviar ayuda humanitaria y de rescate mediante la marina, y recuerdo a comentaristas de televisión comentando casi con orgullo que marinos mexicanos iba a ayudar a una potencia como nada más y nada menos que Gringolandia, imagínense nomás. Estados Unidos no permitió el desembarco de los marinos mexicanos, pero de todos modos la marina mexicana los tuvo por ahí, anclados, por si se ofrecía algo, tragándose la humillación del "muchas gracias pero quédense a un ladito, no vayan a estorbar". Quien solito se pone de alfombra, pues...

Juan Llaca said...

Pues en esta ocasión tengo un conflicto de opiniones con respecto de la nota. Por un lado y como entusiasta de la ingeniería aeronáutica y de cualquier ingeno volador, pienso que compartiría con el médico las emociones de presenciar el toque en pista de una de las máquinas mas formidables que han sido construídas y que prestó dignamente servicio a lo largo de su ciclo vital. Repito, como entusiasta de la aviación, también me hubiese gustado estar ahi.

Por otro lado y en completo acuerdo con tu punto de vista, la foto parece la que cualquier turista se hace en Epcot Center y resulta patético que en sus palabras (las del médico) declara que no hizo absolutamente nada y el periódico ensalsa la nota como para generar la impresión de que México y los mexicanos han tenido mucho que ver con el éxito de las misiones. Ayudan Mexicanos ... ayudan a que ?... Solo falta que FCH le cuelgue una medalla por hacer aquello por lo que seguramente le pagan. Toda la nota y la foto está como para su álbum familiar y platicarle a sus sobrinos los detalles en alguna sobremesa, yo lo haría. De ahi a enviar la foto al Reforma con su poco interesante y egocéntrica noticia es, como bien apuntas, cazar su inmortalidad en el ámbito tercermundista de las noticias en méxico. Y lo consiguió por que este país necesita héroes pero no hay quien te dé nombres de soldados mexicanos abatidos en la guerra contra el narcotráfico. Esos héroes anónimos no son dignos de un poco de tinta en tan prestigiosa publicación.

En fin...

Morsa said...

Juan,

No dudo que estar en ese evento -como simple observador- sería un privilegio. El punto es que desde la cabeza de la nota algo no cuadra: "Ayudan mexicanos en regreso de Atlantis". Eso es falso. No ayudaron en nada. Era un equipo para una eventual contingencia médica. Empezando por el título del artículo, la nota es falsa, es mentirosa, es pretender incluir a México en este trabajo de la conquista del espacio.

Mi amigo Carlos Palomino lo puso así:"No nos acomplejemos. La NASA esta llena de Mexicanos: los que trapean, los que lavan trastes, los jardineros, los que se llevan la basura. Igualmente tenemos presencia en la ONU y hasta en la Casa Blanca!"

Sin comentarios extras.

saludos

Juan Llaca said...

Exacto !... y pregunté; ayudan en que ?... entonces si un taxista de origen digamos argentino, que conduce el taxi de su empleador, ese día transportó, por azar, al operador de una de las tantas consolas en la torre de control, los argentinos ayudaron al regreso del Atlantis ?... y patético que la foto es cortesía del fotografiado...

Saludos

Joel said...

Los periodistas sólo lo hacen porque saben perfectamente que eso vende en México, y mucho.

Saludos.

Magda said...

Se que no lo vas a publicar, pero la verdad el árdido y al que nadie conocen es a "la morsa" el crear un blog y usar un seudónimo y ni dar la cara en el anonimato permitiendote hacer burla de un mexicano brillante, no se de donde eres y no me interesa, pero si eres mexicano me das pena, desafortunadamente el 90% de los mexicanos son malinchistas y menosprecian los logros de los compatriotas, la mayoría por querer permanecer en nuestra zona de confort. Tuve el placer de conocer a Carlos y creéme lo último que necesita él son sus 5 minutos de fama, los cuáles creo que tu si anhelas, es un hombre con un CV que muchos quisieran y además es inteligente, sencillo y para colmo guapo, lo cual veo por tu foto que te quedas muuuy lejos. Suerte con tu amargura y ojalá algún día aportes algo positivo a tu planeta y no solo ser criticón de los los logros ajenos.
Magdalena Alva

Morsa said...

Magdalena Alva,

A pesar de que tu comentario está lleno de agravios, te voy a contestar, pero que te quede claro que si quieres un intercambio de ideas, tiees que dejar los insultos, sino te bloquearé, o peor aún, te voy a exhibir en tu pobre educación. Quedas advertida.

Primero de todo, yo no uso un seudónimo para esconderme de nadie. Me llamo Manuel López Michelone y escribo para agunas publicaciones desde hace años. Me dedico a cómputo y se me conoce como la "morsa". Soy físico de profesión y tengo una maestría en Inteligencia Artificial por la Universidad de Essex, Inglaterra. Puedes ver mis artículos en unocero.com, en la página web de la revista Proceso (en la sección APRO), etcétera. En el blog aparecen las portadas de los libros que he escrito y aparece mi nombre completo. Mi correo electrónico aparece muchas veces en mis artículos (por ejemplo, cuando regalo el software que hago), por lo que esto demuestra que nunca me he escondido en ningún seudónimo. Eso es una de tus mentiras.

Segundo, que nadie me conozca es otra mentira tuya. Si no estás en el ambiente de cómputo, si no conoces el ambiente de la ciencia en México, seguramente te parecerá que nadie me conoce, pero es por tu ignorancia. Vamos, hasta salgo en un programa de TV del canal 22 de divulgación científica. Así que me conoce más gente, mucha más gente que en tu minúsculo mundito. No sabes nada y mientes.

Tercero, yo me burlo de estas actitudes que solamente demuestran nuestro tercermundismo. Este país sueña con ser parte del medio internacional. Hace tiempo iba a caer un satélite gringo y salió la noticia de que "podría caer en territorio mexicano"... Eso habla de esta necesidad de ser alguien como país. Por eso nos hincamos ante Hugo Sánchez, o el Toro Valenzuela y ahora el Chicharito Hernández. Por eso somos tercermundistas, porque no tenemos héroes y no vemos la manera de hacernos de ellos. Por eso son héroes quienes ganan una eventual medalla en las Olimpiadas, cuando los gringos ganan cientos de ellas y Phelps se lleva más medallas que todo México en su historia olímpica. Por eso ansiamos que el Papa venga a visitarnos, porque no somos nada en la escena internacional. Por eso queremos que gane Bichir un Oscar, aunque en México tengamos los Arieles, pero esos a quién le importan...

Cuarto, me burlo de la nota en cuestión porque es una burla, un insulto a la inteligencia d elos lectores. Ese doctor no ayudó en nada. Si trabaja en la NASA, lo celebro, pero ¿y? No hizo nada cuando regresó el Atlantis de su último viaje. La foto del artículo la dio el mismo doctor. Es su fama de 5 minutos. Si es tan bueno en lo que hace, ¿qué necesidad tenía de promoverse en esa nota en donde además, es mentira, porque no ayudó en nada al regreso del taxi espacial? Seamos francos, es mera vanidad.

Quinto, Magdalena, hasta donde sé no estaba yo participando en un concurso con el mencionado doctor para ver si es más guapo él que yo. Con tu mismo tono de agravio te podría decir que seguramente conozco a muchas mujeres más guapas que tú pero no lo voy a decir porque yo no soy un grosero y porque tu comentario no viene al caso.

Finalmente: no conoces ni qué hago. No conoces mi CV pero ya me descalificaste... ¿quizás porque no soy guapo como el doctor ése? Si no tienes capacidad crítica, si no puedes analizar una nota como la que puse, pues es muy penoso tu caso. Y si eres mexicana, pues peor tantito, porque habla de tu espantoso tercermundismo que ni siquiera es capaz de retar a la realidad y se conforma con un baboso que se pone un overol con la bandera mexicana y el taxi espacial atrás. Si a mí me entrevistaran por ello simplemente hubiese negado semejante entrevista. Es de un ridículo monumental.

Quise ver tu perfil y me remite a un blog que es para tus invitados nada más. Tendrás tus tercermundistas razones. Y después habla de quien se esconde. Antes de andar agraviando deberías verte en un espejo y ver tu triste realidad.

El Quixote Manchado said...

En mi opinión quien muestra un tercermundismo patético es el señor La_Morsa al reflejar su envidia contra los logros de otros que han conseguido sobresalir de entre la masa de mediocres como él, que pretenden hacerse notar a la vieja usanza Mexicana, pisoteando a los demás.

Morsa said...

Quixote,

¿Cuál envidia? Si trabajase en la NASA quizás me daría envidia que ese doctor hubiese salido en el periódico y yo no, pero ni siquiera es mi ámbito de trabajo.

Yo no pisoteo a nadie. Nomás exhibo el articulo del Reforma como un lamentable ejemplo de tercermundismo.

Si no puedes lidiar con la realidad, pues no es mi problema.

saludos

Unknown said...

Y tu que has hecho aparte de seguir viviendo en casa de sus padres y menospreciar el trabajo y esfuerzo de los demás?

Morsa said...

Te aclaro: ya puse en los comentarios quién soy y a qué me dedico. Por otra parte, no vivo en casa de mis padres.