Friday, November 30, 2012

Una cuestión de percepción


Calderón finalmente deja la presidencia. En las últimas semanas el casi expresidente ha inaugurado todo género de obras: parques, puentes, tramos carreteros, etcétera. Igual que otros mandatarios (Ebrard en el DF ha hecho algo similar), parece que el presidente de México empieza a sentir el síndrome que lo acompañará el resto de su vida: el apagón de los reflectores, al que ahora nadie le importa sus puntos de vista u opiniones. Porque durante seis años es casi un dios en este país, para que al salir, se convierta en un mortal más en donde no sólo será ignorado, sino denostado por cuanta gente y medios existan. Es una especie de regla en presidencia: entran como dioses, salen como guiñapos humanos.

La percepción de muchos, quizás además, influenciada por todo lo que ahora se dice del presidente saliente, es que el sexenio del Calderón fue el peor de todos los que este país ha padecido. Igual se habrá dicho del sexenio de Salinas, o de Fox, o el de De la Madrid, José López Portillo, o Luis Echeverría. Vamos, que nadie se salva. Y la razón de esto es que gobernar un país en donde hay una enorme miseria, en donde la clase política ha tomado a México en sus manos y lo ha ordeñado una y otra vez, pues no hace las cosas fáciles para nadie. Todos sabemos de los grandes desfalcos a este país, y los defraudadores siguen tan contentos y tan libres. Es como un mal recurrente y por ende, nadie hace nada. La corrupción está instalada desde hace muchísimos años y la vida sigue. "El que no transa no avanza", dice el dicho popular y aquí, en ese sentido, los gobiernos se sirven con la cuchara grande.

Calderón, en su propia percepción, ha hecho una gran labor. "Ha enfrentado enormes retos y ha tomado decisiones difíciles", como le gusta decir al próximo expresidente. Y como para que nadie lo olvide, ha estado muy activo en este último par de meses, buscando a como dé lugar mostrar que es maravilloso y que se va porque no le queda otra, pero que si fuese por él "seguiría sirviendo al país". En su patética percepción cree que alguien lo va a extrañar. Piensa que todos esos "sí"  que sus incondicionales le dijeron continuarán, que sus opiniones seguirán sin ponerse en tela de juicio y que sus criterios, tan maravillosos y certeros, se mantendrán en los medios, entre las ideas de todos nosotros.

Ya Felipe Calderón ha dado una larga entrevista a Televisa, la última, en donde recorre con el cretino de López Dóriga los jardines de los Pinos, de la residencia oficial. No la vi toda porque es casi asqueante. Calderón -en su percepción- repito, cree que es casi un héroe nacional. Tuvo un sexenio difícil, pero él sacó adelante a este país. Habría que aplaudirle sus esfuerzos, parece decirnos mientras camina parsimoniosamente por los jardines de la casa presidencial. Y el vendido periodista -para no variar- le da por su lado.

Por si esto último fuera poco, Calderón iba a dar en cadena nacional un mensaje de despedida a todos los mexicanos. ¡Cuánto se afana Felipillo! ¡Vaya ganas de quedarse! Me imagino que piensa que al salir de los Pinos habrá un recorrido por las calles más importantes de la ciudad e imaginará que la gente se arremolina en las banquetas llorando e implorándole que no se vaya. Pero nada de eso ocurrirá.

La realidad es que ya fastidia tanta despedida. Ya que se vaya. Ya estuvo suave. Viene el nuevo, que no promete ser mejor en ningún sentido. Y no culpo a Calderón por su lamentable percepción. En seis años lo que dijo fue la verdad absoluta, que se acataba sin que hubiese el mínimo argumento en su contra. Desde luego, en este tenor, las noticias, las opiniones en contra que se publicaban en los medios eran ignoradas totalmente. Como acertadamente dijo Salinas, otro ser nefasto para este país: "ni los veo ni los oigo".

Pero Calderón se va en unas horas y empezará a sentir ese síndrome de abstinencia del elogio fácil, sin mesura. Al contrario, tendrá que pasar por el juicio de la historia, el cual -estoy seguro- no será nada benevolente con él. Y se lo tendrá bien ganado.

Thursday, November 29, 2012

¿Por qué hacerse de un blog?

Las bitácoras en internets, los llamados blogs (de weB LOG), son sitios en Internet que nos permiten expresarnos contínuamente. A diferencia de una página web, en donde los internautas buscan información de quiénes somos, a qué nos dedicamos, etcétera, los blogs son como diarios en donde las personas expresan sus ideas, lo que les va pasando, informando incluso sobre los proyectos en los que están involucrados. Son un medio de expresión que no debemos dejar pasar por alto.

Por ejemplo, muchas empresas tienen blogs en donde dan cuenta de los desarrollos en los que están trabajando. Microsoft, que tiene muchísimos departamentos de desarrollo. En las páginas de cada uno de ellos, se encuentra generalmente un blog en donde los responsables de los proyectos van mostrando los avances, o las dificultades que van encontrando. Sirve pues como un registro virtual, que nos permite a los que leemos alguna bitácora en particular, lo que nos interesa.

Hay blogs de todos los temas posibles. Hay en el ciberespacio muchísima gente que escribe bien y que habla de cuanto tema existe en el planeta.  Esto se ha hecho además fácil porque Blogger o WordPress nos permite crear un blog en pocos minutos y empezar a plasmar las ideas y además, son gratuitos. No hay que pagar dominios ni web hosting (hospedaje), aunque claro, si alguien quiere portar todo a una página fuera de Blogger o WordPress, lo puede hacer. No hay ningún tipo de limitaciones.

Los blogs son pues importantes porque -independientemente a qué nos dediquemos- da cuenta de lo que somos y lo que hacemos y además, promueven la libertad de expresión. La mayoría de los sistemas de blog permiten agregar comentarios de los lectores. Debido a que hay muchos "bots" en la red de redes, muchas veces los comentarios a nuestros escritos son simplemente un anuncio de algún bien o servicio. En otras ocasiones hay lectores que podrían sentirse agraviados por un tema particular que el autor del blog trate, y entonces es probable que escriba en los comentarios algún insulto. La mejor recomendación en este caso es jamás ponerse al nivel del lector que insulta. No colabora en nada a lo que uno escribe y además, degrada la posición del autor del blog y del entorno. Por ello, para evitarse dificultades, lo mejor es moderar el blog, es decir, el autor del mismo tiene derecho a ver -antes de que sean publicados- los mensajes que recibe en la sección de comentarios. Si hay un mensaje de spam o soez, bien puede borrarlo.

Mucha gente piensa que esto es equivalente a la censura, pero en mi opinión no es así. Por ejemplo, en mi blog pasan prácticamente todos los comentariso, incluso si no me parece su contenido. Sin embargo, borro los insultos o las necedades. Un blog es una extensión de uno mismo, como lo es la casa donde vivimos, por ejemplo, por ello, tenemos el derecho de aceptar o no a alguien y dejarlo entrar a nuestra casa ¿verdad? ¿A eso le llamamos censura?

En un blog caben todas las ideas, y hay personas que escriben de temas que son para adultos o bien, de temas sexuales, por ejemplo, en donde alguien podría entrar por error (incluso menores de edad). Por ello, muchos blogs alertan sobre los contenidos de las bitácoras que alojan, Blogger y WordPress (los más conocidos, aunque hay muchos otros sitios que permiten hacer blogs), no censuran contenidos, pero sí advierten sobre contenidos restringidos a mayores de edad, por ejemplo.

Algunos blogs se usan para intercambiar programas, música e incluso libros electrónicos (en formatos djvu y pdf, generalmente). Yo he visto blogs de electrónica en donde se anuncian libros comerciales con sus respectivos enlaces a depósitos de software en donde se pueden descargar estos contenidos. Sin embargo, muchos de los documentos, música y programas que ahí se ven, no son gratuitos y están violando los derechos de autor de los creadores de esos contenidos. Si quienes dan el hosting a estos blogs son alertados sobre las violaciones a los derechos de autor, pueden -de golpe y porrazo- sacar del ciberespacio al blog ofensor. Blogger, por ejemplo, en este sentido jamás pregunta al creador del blog sobre los contenidos que tiene, pero si recibe aviso o se da cuenta de que promueve descargas de contenidos de forma ilegal, simplemente los bloquea. Esto, desde luego, no puede hacerlo si el autor portó todo su blog a un sitio fuera del hosting que da el que proveé el servicio de blogs.

Desafortunadamente, muchos blogs que empiezan mueren de inanición, por decirlo de alguna manera. Los autores empiezan con muchas ganas pero con las ocupaciones cotidianas de pronto terminan por escribir menos hasta que, de pronto, el blog no ha tenido un nuevo artículo en meses. Si quien quiere empezar un blog no está dispuesto a mantener el interés, lo que probablemente pase es que sus posibles y eventuales lectores terminen por no entrar más si no ven nuevos artículos pronto. Un blog es -en alguna medida- un niño al que hay que mantener y cuidar. es una obligación pero no necesariamente por ello es molesto.

No se trata, sin embargo, de escribir diariamente. No. De lo que se trata es de expresarnos, de mostrar lo que pensamos, lo que somos, lo que nos hace vibrar y por qué no, los que nos molesta. A la larga y con el paso del tiempo estaremos creando un registro de nosotros mismos el cual, en algún momento, nos podrá regresar al pasado, a darnos cuenta como hemos evolucionado (¿o involucionado?) en los diferentes temas y situaciones que pensamos y vivimos.

Muchos se preguntarán cómo saber si alguien me lee. Hay herramientas que dan los sitios que hospedan blogs para ver la cantidad de visitas que se tienen, de qué países vienen e incluso, qué sistema operativo y navegador usan para conectarse. En la medida que escribamos hallaremos lectores. No tendremos millones de un día para otro, pero poco a poco puede ir creando un grupo de personas que sigan sus escritos y que además, comente sobre las ideas que usted plasma en su blog.

Yo apelo a los demás a que abran un blog. ¿De qué escribir? De lo que le guste a cada uno. ¿No le gusta nada? Bueno, empiece por hablarnos de su vida, de lo que hace, de lo que piensa, de lo que discurre sobre su entorno, etcétera. Vamos, que hay un gran margen de expresión y no tener un blog es, en alguna medida, desperdiciar esta oportunidad de que mucha gente, en muchas partes del mundo, conozcan sus ideas y por qué no, las compartan.

Wednesday, November 28, 2012

Habla Judit Polgar, la mejor ajedrecista mujer de todos los tiempos


Judit Polgar es sin lugar a dudas la ajedrecista mujer más fuerte de todos los tiempos. En algún momento perteneció a esa elite de los mejores jugadores del mundo (entre los hombres), y disputó incluso el Campeonato Mundial en San Luis, Argentina, que ganara Topalov en una de las mejores actuaciones del búlgaro en toda su carrera.

Las hermanas Polgar son un referente notable del ajedrez. El padre de las tres niñas, Laszlo Polgar, inició un experimento que más de uno reprobaría: decidió prepararlas sistemáticamente en el ajedrez (aunque pudo haber sido cualquier otro tema), con la intención de probar que si se empieza desde pequeño se puede llegar a ser un jugador de excelencia.

Para el inicio de su experimento, con la mayor, que mostraba cierta afinidad con las matemáticas, decidió que haría de ella una de las más brillantes en ese campo, pero he aquí que la niña Zsuzsa encuentra un ajedrez en su casa y las cosas cambiaron. Laszlo Polgar se dio cuenta que a través del ajedrez podía medir el éxito o fracaso de su experimento. Finalmente se gana o se pierde. ¿Podrían sus hijas convertirse en ajedrecistas de primer nivel con el entrenamiento adecuado desde pequeñas? Ésa fue la gran apuesta. Hoy las hermanas Polgar demostraron no sólo la tesis de su padre, sino que además, acabaron con el mito de que el ajedrez es un juego para hombres, pues es cierto, las mujeres no han destacado tanto en el ajedrez (hasta la llegada de las niñas Polgar).

Pero ¿cómo las entrenó? ¿qué hizo papá Polgar para lograr este nivel de excelencia? Con Judit en México, en el marco del segundo festival de ajedrez de la UNAM 2012, tuvimos la oportunidad de charlar con ella, y la primera pregunta fue precisamente en ese sentido. Dice Judit que en un principio trabajaban con jugadores de primera fuerza y maestros FIDE, a excepción de Zsuzsa, la mayor, que para ése entonces ya jugaba mucho más fuerte que sus hermanas y llevaba un regimen de estudio aparte. Pero con el tiempo, hubo grandes maestros que las prepararon, aunque tampoco se piense que desfilaron cientos de jugadores fuertes en la casa Polgar. Lo que sí era claro es que todos los días eran horas de ajedrez y muchas. Había disciplina y las niñas se aplicaban.

Laszlo Polgar, evidentemente, entre sus planes estaba el educar a sus hijas personalmente, y ellas no fueron a la escuela de forma tradicional, aunque hicieron todos los exámenes para acreditar los años escolares. Uno podría preguntarse si esto incidió -digamos- en la vida social de las pequeñas. Aparentemente no. Hoy las hermanas Polgar están casadas y con hijos. Tienen vidas normales, son educadas, sociables y hacen lo que todos hacemos, con excepción de que las tres juegan un ajedrez de primerísimo nivel.

 
Judit contra Sofia, su hermana, (a la ciega), en partida blitz

Le pregunté a Judit sobre ese gigantesco archivero de tarjetas bibliográficas que tenían donde vivían. Me comentó que contiene recortes de partidas, de jugadores, de torneos, de teoría, etcétera, que el papá Polgar recortaba y catalogaba adecuadamente. Este archivo es sin duda una buena idea. Cuando tenían que preparar una partida contra alguien importante, pues tenían un bagaje de conocimientos documentados. Esto, en el mundo del ajedrez es actualmente una necesidad, aunque ahora los ajedrecistas usan programas informáticos como Chessbase, que llevan cuenta de millones de partidas, y pueden clasificar la información de multitud de formas diferentes.

Siempre me he preguntado cuál es la diferencia entre jugadores de elite y los demás. ¿Cómo puede ser que grandes maestros de alto nivel estén por debajo de jugadoras como Judit, que sin duda ha estado en la elite por muchos años. Judit piensa que hay una diferencia en el entendimiento, el cual quiero creer yo, se adquiere viendo mucho ajedrez y por mucho tiempo. No es algo que se dé de la noche a la mañana.

Para Judit, el primer gran éxito fue cuando ganaron las tres hermanas la Olimpiada de Ajedrez. Ése fue quizás el punto de quiebre. A partir de ahí, Judit decidió solamente jugar torneos en donde participaran los hombres y pronto llegó a un nivel que rebasaba todas las expectativas. Entró finalmente al ajedrez de elite, en donde se ha medido contra grandes jugadores como Anand, Shirov, Kramnik, Kasparov, Aronian, Karpov, etcétera.

Cuando le pregunto a la más chica de las hermanas Polgar qué se siente jugar contra esos monstruos del tablero, ella nos indica que nada en particular. Le gustan los retos y si son difíciles pues bienvenidos. Ésa es una actitud de una guerrera sin duda y bien podría ser parte del gran triunfo que por muchos años ha tenido. No busca mantenerse como buena jugadora y ya. No, quiere ganar y busca una y otra vez el triunfo. Esto –es curiosamente– es típico de los grandes jugadores.

Hoy Judit es madre de dos hijos, un niño y una niña, de 6 y 8 años. Al niño no parece interesarle mucho el ajedrez. A la hija en cambio se ve más interesada, pero la gran maestra no tiene prisa por enfrentar a sus hijos al mundo de la competencia. Finalmente ya su padre demostró que si se empieza de pequeño, se puede llegar a la excelencia y esto, de acuerdo a papá Polgar, puede hacerse en cualquier disciplina. A todo esto, el experimento de Polgar no es trivial de seguir. Hay que tener una disciplina, promover el trabajo duro y olvidarse de muchas diversiones. ya habrá tiempo para ello, porque el éxito no se alcanza si no se trabaja dura y contínuamente e incluso así, no hay garantías de éxito.

Zsuzsa Polgar vs Mijaíl Tal. La pequeña niña que observa el encuentro es Judit (*)

Judit bajó sus frecuentes participaciones cuando se casó y tuvo hijos. Ahora ha regresado y este año ha tenido sobresalientes actuaciones. ¿Estudia Judit hoy en día? Ella nos dice que sí. Desde luego no puede prepararse como antes en el sentido que es siempre difícil mantenerse al día en la teoría de aperturas, pero que desde luego, hace el trabajo necesario previo para enfrentar los torneos en los que juega. Igualmente hace ejercicios de posiciones del medio juego, táctica pues. Está alerta en estos términos y además, su talento le ayuda a enfrentar a jugadores de alto calibre. Judit nos indica que ahora tiene mucho menos tiempo para prepararse, pues tiene que atender a una familia, pero igualmente se aplica pues la competencia lo exige.

La mejor ajedrecista de todos los tiempos tiene una fundación para promover el ajedrez: http://www.polgarjudit.com/en/jp-chess-foundation, la cual busca que el juego ciencia sea parte activa en las escuelas primarias. Ya ha iniciado una serie de libros además, en los que resumirá su amplísima experiencia como jugadora y además, probablemente mostrándonos lo mejor del método de enseñanza que el padre de ella les dio cuando decidió iniciar este polémico experimento, nada menos que con sus propias hijas.

¿Qué consejos puede darnos Judit para progresar en ajedrez? Dice la gran maestra que si uno no juega en un nivel muy alto, no tiene que preocuparse demasiado con las aperturas. Basta tener un repertorio contra las aperturas y defensas más populares, pero tomando en cuenta las ideas detrás de las aperturas. De ahí, ver qué posiciones del medio juego son importantes y cómo lidiar con ellas. Para ello hay que hacer muchos ejercicios de táctica, análisis de estudios, interrogar literalmente todas las posiciones que podamos donde el enunciado dice: “juegan blancas (o negras) y ganan”. Y finalmente, ver los finales y aprender los más importantes. Judit parece indicar que hay una correlación entre la apertura y el final, por lo que el entendimiento va incluso en ver hacia qué finales se desemboca en muchas posiciones.

 ___
(*) De acuerdo con el sitio de Antonio Gude: "Esta foto de Boris Dolmatovsky refleja una de las partidas informales de Blitz entre Mijail Tal y Zsuzsa Polgár (ahora Susan Polgar), la mayor de las tres hermanas Polgár. Fue en 1982, en Moscú. Esta partida, según recuerda Susan, fue una Defensa Philidor que finalizó en tablas. La niñita que sigue atentamente las evoluciones de la partida es Judit.
Todo un documento histórico
".

Ajedrez, una aventura del pensamiento (para principiantes)


Fidel Soto es un fuerte maestro FIDE de ajedrez, pero mejor amigo. Lo he visto en muchísimos torneos y siempre es fiel al tablero escaqueado, el cual le apasiona sin duda. Por ello no me sorprende que me haya mostrado el trabajo que está haciendo. Su primer libro habla del ajedrez como una aventura del pensamiento. Pero su trabajo va más allá, porque lo plantea para principiantes, para aquellos que no saben nada del juego ciencia y por ende, les da bases por demás fundamentadas de un buen ajedrez desde los primeros pasos.

Su libro, Ajedrez, una aventura del pensamiento (para principiantes), recorre los temas fundamentales: Ajedrez: enseñar a pensar; el ajedrz como deporte, ciencia, arte y en el ámbito educativo. Define el tablero, su disposición y analiza cuidadosamente las virtudes de cada peza. Hace énfasis en los movimientos especiales (captura al paso, enroque, la promocion). Nos muestra los mates elementales y de ahí se embarca en el conocimiento de las aperturas hasta llegar al final de partida. Nos muestra la regla del cuadrado en los finales de peones y escudriña someramente el tema del empate en ajedrez. Nos enseña a usar el reloj de ajedrez, los casos especiales de empate (la regla de las 50 jugadas), y en suma, nos lleva por ese primer camino para comprender el ajedrez como un todo y al mismo tiempo, poderlo dividir en partes.

En mi opinión es un libro que todo principiante debería leerlo. Está escrito por un ajedrecista que ha participado en el ambiente nacional por muchos años y que tiene un fuerte nivel competitivo. Es más interesante aún porque tengo la impresión que Fidel va más allá en la idea básica del libro, que es la de enseñar ajedrez, sino que busca sea algo más duradero, algo que se impregne en toda persona y que el juego ciencia se convierta en parte de su cotidianidad.

Enhorabuena y felicidades para Fidel Soto. Muy buen amigo y un fuerte ajedrecista que colabora en el acervo que el ajedrez en nuestro país va teniendo, ahora con esta obra, que sin duda Fidel pensará que es modesta, pero que yo sé que es mucho más que el juicio que él podría hacer de su propia obra.

Tuesday, November 27, 2012

Facebook y la privacidad de los contenidos

De tiempo en tiempo aparecen mensajes en Facebook que los usuarios replican contínuamente. Lo que leen les parece sensato y entonces los ponen en sus respectivos muros. En algunos casos se replican incluso videos (como el de la Familia Monster, que se puso de moda en el 2006 cuando el Peje pedía un recuento voto por voto, casilla por casilla). Sin embargo, en otras ocasiones la mayoría de los usuarios copian a sus muros mensajes que son falsos pero que de tanto replicarse se convierten en virales.

Por ejemplo, ahora hay mucha gente que está copiando este mensaje:

(Anyone reading this can copy this text and paste it on their Facebook Wall. This will place them under protection of copyright laws. By the present communiqué, I notify Facebook that it is strictly forbidden to disclose, copy, distribute, disseminate, or take any other action against me on the basis of this profile and/or its contents. The aforementioned prohibited actions also apply to employees, students, agents and/or any staff under Facebook’s direction or control. The content of this profile is private and confidential information. The violation of my privacy is punished by law (UCC 1 1-308-308 1-103 and the Rome Statute).

No lo voy a traducir, pero básicamente dice que el usuario le notifica a Facebook que está estrictamente prohibido copiar, diseminar, o tomar acción en contra del usuario que pone este mensaje en su muro. Quizás a alguien se le ocurrió que como Facebook es ahora una entidad abierta de capital, todos los miembros deberían publicar una nota como ésta (o copiarla, lo que es más fácil) y que con ello van a proteger las fotos que suben, los mensajes que escriben, los enlaces que comparten.

El problema es que al entrar a Facebook el usuario acepta los términos del servicio (sí, esa sección que nadie lee pero que marcan como leída y entendida). En caso que nunca la haya leído dice así:

For content that is covered by intellectual property rights, like photos and videos (IP content), you specifically give us the following permission, subject to your privacy and application settings: you grant us a non-exclusive, transferable, sub-licensable, royalty-free, worldwide license to use any IP content that you post on or in connection with Facebook (IP License). This IP License ends when you delete your IP content or your account unless your content has been shared with others, and they have not deleted it.

En pocas palabras dice que cada usuario le da permiso a que Facebook use sus fotos, enlaces, textos, toda información que haya hecho pública, mientras no se dé de baja en el servicio y que los contenidos que haya puesto nadie más los hubiese copiado, enlazado, etcétera. Es decir, que aunque se dé de baja del sistema, mucho de lo que ha puesto en Facebook sigue siendo propiedad de la empresa de Marck Zuckerberg.

A mí en lo particular me parece que se exagera el asunto de los contenidos en Facebook. Pareciera que muchos usuarios tienen materiales y contenidos tan pero tan importantes, que sólo deberían poderse duplicar o diseminar si los autores de los mismos lo permiten, cuando en general lo que hace la inmensa mayoría es publicar fotos, enlaces, textos, etcétera. Si alguien tiene información muy sensible es probable que nunca aparezca siquiera en esa red social.

Así entonces, si no quiere que Facebook haga uso de ningún material suyo que haya puesto en ese sitio, la única opción es cerrar su cuenta, o mejor aún, no abrir ninguna jamás. Así de fácil.

Monday, November 26, 2012

Homo Ridens: el libro más reciente de Willy de Winter


Conozco al Willy de Winter desde hace muchos años. Es políglota, cuentista, traductor... pero sobre todo, un amante del ajedrez. Toda la vida en el juego ciencia, en donde ahora ostenta el grado de Maestro Internacional de la FIDE. Esto sería suficiente para notar la pasión que siente Willy por este noble juego. Ha sido entusiasta en muchísimas otras ramas del saber humano. Su fascinación por los palíndromas (esas frases que se leen de izquierda a derecha y viceversa igual), lo ha llevado a crear algunos muy notables. Igualmente su amor por las letras lo convierten en un verdadero experto del tema.

Por ello me complace saber que Willy ha sacado su nuevo libro: HOMO RIDENS: CUENTOS CORTOS PARA LEER BAJO LA REGADERA, en donde, de acuerdo a la contraportada: "En algunos cuentos, el fondo está formado por el ajedrez, pero de ninguna manera esta obra es un manual técnico o huele a análisis. En otros, se presentan palíndromos, pero en “Nueva Picardía Palindrómica”, el autor ha tratado de llegar a la médula fascinante de una oración que puede leerse de izquierda a derecha y al revés. Hay relatos que rayan con el surrealismo, nos enfrentamos con espectáculos sorprendentes, fuera de este mundo, o sea acontecimientos (casi) imposibles. Tropezamos con disquisiciones lingüistas, pero su libro: “Lúdica Lengua – Cornucopia de curiosidades castellanas”-esta llena de ellas. En su prólogo, Willy de Winter, evoca a George Bernard Shaw quien dijo: “Todo lo que hace reír es humorismo; pero cuando se le se agrega una lagrima, el humorismo se torna más fino”. Así, algunos cuentos son recuerdos reales que se desarrollan en la Segunda Guerra Mundial y que tocan los sentimientos más íntimos del autor. No sabemos si son sonrisas con una lagrima o lagrimas salpicas con una sonrisa. También crea a veces una clase de interactividad con el lector, quien debe adivinar si la historia es real o algo soñado- o ambos. Su hija Saskia ha dibujado las viñetas sobre regaderas y sus variantes. Luego hay unos cuantos poemas, que son experimentos curiosos, como exploraciones en campos muy diversos. Son cuentos variopintos, como caminitos bordeados por gnomitos sonrientes, rumbo al monte de la imaginación. Pero no se vaya a tropezar"...

Son cuentitos cortos, con cierto ingenio, en donde Willy de nuevo nos habla de lo que le hace vibrar. Vale la pena. No los leo bajo la regadera, sino antes de dormir. En cualquiera de los casos son pequeñas joyitas. No hay que perdérselos.

Saturday, November 24, 2012

Facebook y Twitter: ¿el reflejo de lo que somos?


Las redes sociales han invadido todos los espacios mediáticos. Las televisoras, la radio, e incluso los medios impresos tienen su cuenta en Twitter y en Facebook. La televisión además apela contínuamente a los internautas para que se comuniquen vía estas redes sociales, pero la realidad es que no es que les importe mucho nuestra opinión. No. Lo que buscan es saber el grado de aceptación que tienen sus emisiones y por ende, hacen una sencilla correlación entre el número de tuits recibidos con el rating que el programa puede tener.

Pero más allá de esto, halló que Facebook, por ejemplo, es un reflejo de la superficialidad con la que manejamos muchos temas que inciden en nuestra vida cotidiana. Así, resulta que alguien pone un mensaje protestanto por la nueva autopista urbana que se está construyendo en el periférico de la ciudad de México. Dice quien comunica esto algo así: "¡No a la autopista urbana! ¡Unete en contra de las decisiones unilaterales del gobierno citadino!", "Dale click en me gusta si estás de acuerdo", etcétera. Entonces, en un arranque de interés le escribo a esa persona para que me diga qué acciones se piensan tomar y descubro que no hay ningún plan de ataque, no hay ninguna intención de oponerse realmente, de protestar por esta posible injusticia. Sólo publica su descontento pero no piensa hacer nada. Quizás crea que las cosas puedan cambiar dando clicks con su ratón. No lo sé.

Cabe decir que en Facebook hay un apartado llamado Causas ("causes" en inglés), en donde cualquiera puede proponer una causa en favor de lo que se le antoje, o en contra de lo que quiera. Muchas de esas causas buscan donativos. Si buscan ese apartado, verán que hay loables causas en contra del cáncer de mama, en favor de proteger al planeta, en contra del cambio climático, entre miles que pueden verse ahí. Y se ven muchísimos que se adhieren a dichas causas. Hasta ahí todo se ve muy bonito, pero a la hora de los donativos las cosas cambian. Por ejemplo, una causa con millones de seguidores han aportado -en promedio- unos dos centavos por persona para apoyarla. Desde luego que nadie apoya con un par de centavos. Lo que en realidad pasa es que poca gente sí se compromete y a la hora de apoyar, de verdad apoya y no se contenta con dar click para apoyar y sentirse mejor, aunque en el fondo no haga nada.

Otro fenómeno que ocurre con frecuencia es la cantidad de personas que copian en su muro una imagen en donde hay una frase célebre, adjudicada a un personaje de importancia, en donde dice una frase que es una obviedad, una perogrullada. Así, Albert Einstein es uno de los personajes más socorridos y con la ayuda de photoshop alguien hace un bonito afiche con una frase babosa que en la mayoría de los casos ni la dijo el científico y si la dijo, la sacan totalmente de contexto por lo que resulta la frase en cuestión hasta idiota. Pero quien pone esas frases apela al nombre o fama de alguien importante para que hacer fuerte un punto de vista. Vamos, alguna vez decía yo para hacer un punto de vista fuerte lo siguiente: "esto lo pudo haber dicho Borges"... Y me preguntaban: "¿eso dijo Borges?", a lo que respondía: "no, pero pudo haberlo dicho". Parece que éste es el denominador común en Facebook.

Y ahora con la guerra entre Palestina e Israel no falta quien pone los dibujos que han hecho los niños palestinos, víctimas de estas terribles guerras. Y remata quien pone esas imágenes con un "para que tengamos conciencia de lo que pasa"... ¿Y entonces? vemos niños lacerados por los bombazos israelíes y quizás cobremos conciencia no sé de qué, sobre una guerra que se lleva a cabo en quién sabe qué parte del Mundo, porque seamos francos ¿quiénes de nosotros sabemos dónde está Palestina, Israel y la franja de Gaza? Pero eso sí, pongamos estas terribles imágenes. A ver si hacemos conciencia en los demás. Yo me pregunto para qué, porque finalmente no podemos hacer nada. En México tenemos teribles problemas, por ejemplo, en términos de pobreza. ¿Quién cobra conciencia al respecto, pero más aún, quién hace algo estando tan cerca para poder ayudar? Nadie, pero suena más bonito solidarizarse con los palestinos que viven en esa zona que ni reconocemos en el mapa, ¿verdad?

El punto es que tanto en Twitter como en Facebook de pronto nos convertimos en revolucionarios del teclado y del ratón. Damos click a lo que nos gusta. Protestamos contra lo que aborrecemos. Ponemos imágenes del candidato o presidente electo que nos enferma y nos burlamos de él sin consideración. Como país podemos estar hartos de muchas cosas y las expresamos: protestamos contra Telmex o Televisa, pero ya nos vemos haciendo cola para comprarnos el nuevo iPad o iPhone, o peor aún, nos sentamos frente a la TV y sintonizamos TV Azteca o Televisa, estas odiadas empresas, para poder ver el partido de nuestro equipo favorito, ya sea de futbol soccer o americano. Ahí se nos olvidan todas las protestas.

En mi opinión, Facebook y Twitter podrían ser verdaderos agentes de cambio, pero para ello necesitamos ser más serios y responsables con lo que publicamos. Yo veo que las redes sociales se acercan peligrosamente a esas revistas de la farándula, donde se escriben artículos por demás frívolos sobre los personajes de la televisión y el cine. Pero quizás pida demasiado. Tal vez Facebook y Twitter son el reflejo de lo que somos como personas y como país. Mientras nuestros privilegios estén a salvo, no haremos nada. ¿O me equivoco?

Friday, November 23, 2012

Conferencia sobre nuevas herramientas para el ajedrecista


Hoy a las 3 de la tarde, en la sala Carlos Chávez, del Centro Cultural Universitario de la UNAM, habalremos de las nuevas herramientas de cómputo para el ajedrecista. Estaremos Eduardo Scala, un servidor y Antonio Galán como moderador. Sugiero que vayan a esta gran fiesta del ajedrez. Hay mucho que ver, conferencias, torneos, teatro, etcétera. Es un goce estar en este ambiente ajedrecístico. La van a pasar bien. La entrada a las conferencias es gratuita.

Wednesday, November 21, 2012

Esteganografía: la escritura invisible


Cuando niño, aprendemos en algún momento a escribir mensajes "invisibles", usando para esto como tinta jugo de limón. Es un juego, sí, pero el esconder información de personas que no deben verla es algo que es de adultos y que se ha hecho toda la vida. Baste decir que en la Segunda Guerra Mundial los alemanes habían creado una máquina llamada Enigma, la cual encriptaba los mensajes de manera tal que se decía, era imposible que pudiesen ser decodificador por el enemigo (los Aliados en este caso). Sin embargo, el genio de Alan Turing trabajó en Benchtley Park, en Inglaterra, sobre este tema y gracias a él y a un grupo de cinetíficos polacos, lograron desencriptar la información alemana y se dice, esto logró que el tiempo de la guerra se redujese.

Pues bien, los espías usan muchas formas de codificación de datos y la criptografía es un tema por demás gigantesco, en donde se estudian todo género de formas de encriptar información para que solamente la parte interesada pueda decodificarla. Hay esquemas muy populares incluso en la red, para codificar mensajes de correo, por ejemplo, que en general cualquier administrador de un sistema puede verlos sin necesidad de contraseñas, uno de ellos es PGP (Pretty Good Privacy).

Una idea para codificar información es la de la esteganografía. En este caso no se trata estrictamente de criptografía, porque aquí no se encripta el texto, sino que simplemente se pone en un medio que -si no se sabe que está- simplemente no se puede leer.

La utilidad del uso de la esteganografía es mostrada en el llamado problema del prisionero (Gustavus J. Simmons, 1983). Resumidamente, en dicho problema tenemos dos prisioneros, A y B, que quieren comunicarse de forma confidencial para escapar. El problema es que sólo pueden intercambiar mensajes a través de un guardián. Este personaje puede leer, modificar o generar el mismo los mensajes. Si el guardián detecta cualquier comunicación que pueda ser utilizada para escapar (por ejemplo, detecta un cifrado) dejará de transmitir los mensajes. En este escenario los prisioneros necesitan establecer un canal encubierto.

El uso de la esteganografía permite disponer de un canal encubierto de forma que nos podamos comunicar sin ser detectados. La estrategia que sigue la esteganografía para resolver el problema del prisionero es esconder los datos que no queremos que sean detectados, entre los mensajes permitidos por el guardián.

Probablemente uno de los ejemplos más antiguos del uso de que la esteganografía sea el referido por Heródoto en Las historias. En este libro describe cómo un personaje tomó un cuadernillo de dos hojas o tablillas; rayó bien la cera que las cubría y en la madera misma grabó el mensaje y lo volvió a cubrir con cera regular. Otra historia, en el mismo libro, relata cómo otro personaje había rasurado a navaja la cabeza de su esclavo de mayor confianza, le tatuó el mensaje en el cuero cabelludo, esperó después a que le volviera a crecer el cabello y lo mandó al receptor del mensaje, con instrucciones de que le rasuraran la cabeza.

En el siglo XV, el científico italiano Giovanni Battista della Porta descubrió cómo esconder un mensaje dentro de un huevo cocido. El método consistía en preparar una tinta mezclando una onza de alumbre y una pinta de vinagre, y luego se escribía en la cáscara. La solución penetra en la cáscara porosa y deja un mensaje en la superficie de la albúmina del huevo duro, que sólo se puede leer si se pela el huevo.

Técnicas digitales modernas pata hacer esteganografía

Existen numerosos métodos y algoritmos utilizados para ocultar la información dentro de archivos multimedia: imágenes, audio y vídeo. A continuación se indican algunos de los más usados.
Enmascaramiento y filtrado

En este caso la información se oculta dentro de una imagen digital empleando marcas de agua que incluyen información, como el derecho de autor, la propiedad o licencias. El objetivo es diferente de la esteganografía tradicional (básicamente comunicación encubierta), ya que es añadir un atributo a la imagen que actúa como cubierta. De este modo se amplía la cantidad de información presentada.

Algoritmos y transformaciones


Esta técnica oculta datos basados en funciones matemáticas que se utilizan a menudo en algoritmos de la compresión de datos. La idea de este método es ocultar el mensaje en los bits de datos menos importantes.

Inserción en el bit menos significativo

Este es el método moderno más común y popular usado para esteganografía –y es el que usamos en este programa– también es uno de los llamados métodos de sustitución. Consiste en hacer uso del bit menos significativo de los pixels de una imagen y alterarlo. La misma técnica puede aplicarse a vídeo y audio, aunque no es lo más común. Hecho así, la distorsión de la imagen en general se mantiene al mínimo (la perceptibilidad es prácticamente nula), mientras que el mensaje es esparcido a lo largo de sus píxeles. Esta técnica funciona mejor cuando el archivo de imagen es grande, posee fuertes variaciones de color ("imagen ruidosa") y también aventaja cuanto mayor sea la profundidad de color. Asimismo esta técnica puede utilizarse eficazmente en imágenes a escala de gris, pero no es apropiada para aquellas en color de 8 bit paletizadas (misma estructura que las de escalas de gris, pero con paleta en color). En general, los mejores resultados se obtienen en imágenes con formato de color RGB (tres bytes, componentes de color, por píxel).

Por ejemplo:

El valor (1 1 1 1 1 1 1 1) es un número binario de 8 bits. Al bit ubicado más a la derecha se le llama "bit menos significativo" (LSB) porque es el de menor peso, alterándolo cambia en la menor medida posible el valor total del número representado.

Un ejemplo de esteganografía: Ocultamiento de la letra "A". Si se tiene parte de una imagen con píxeles con formato RGB (3 bytes), su representación original podría ser la siguiente (3 píxeles, 9 bytes):
(1 1 0 1 1 0 1 0) (0 1 0 0 1 0 0 1) (0 1 0 0 0 0 1 1)
(0 0 0 1 1 1 1 0) (0 1 0 1 1 0 1 1) (1 1 0 1 1 1 1 1)
(0 0 0 0 1 1 1 0) (0 1 0 0 0 1 1 1) (0 0 0 0 0 1 1 1)

El mensaje a cifrar es ‘A’ cuya representación ASCII es (1 0 0 1 0 1 1 1), entonces los nuevos píxeles alterados serían:
(1 1 0 1 1 0 1 1) (0 1 0 0 1 0 0 0) (0 1 0 0 0 0 1 0)
(0 0 0 1 1 1 1 1) (0 1 0 1 1 0 1 0) (1 1 0 1 1 1 1 1)
(0 0 0 0 1 1 1 1) (0 1 0 0 0 1 1 1) (0 0 0 0 0 1 1 1)

Observar que se ha sustituido el bit del mensaje (letra A, marcados en negritas) en cada uno de los bits menos significativos de color de los 3 píxeles. Fueron necesarios 8 bytes para el cambio, uno por cada bit de la letra A, el noveno byte de color no se utilizó, pero es parte del tercer pixel (su tercera componente de color).

El método del LSB funciona mejor en los archivos de imágenes que tienen una alta resolución y usan gran cantidad de colores (por eso el software usa 24 bits de color incluyendo el canal alpha). En caso de archivos de audio, favorecen aquellos que tienen muchos y diferentes sonidos que poseen una alta tasa de bits.

Además este método no altera en absoluto el tamaño del archivo portador o cubierta (por eso es "una técnica de sustitución"). Posee la desventaja de que el tamaño del archivo portador debe ser mayor cuanto más grande sea el mensaje a embeber; se necesitan 8 bytes de imagen por cada byte de mensaje a ocultar; es decir, la capacidad máxima de una imagen para almacenar un mensaje oculto es de su 12,5%. Si se pretende emplear una mayor porción de bits de la imagen (por ejemplo, no sólo el último, sino los dos últimos), puede comenzar a ser percibible al ojo humano la alteración general provocada.
De hecho, usar el bit menos significativo (LSB) significa sumar o restar un uno al valor de cada componente de RGB y por ende, no es discernible fácilmente por el ojo humano. Por ello, es una buena alternativa para poder cifrar mensajes en donde el transmisor y receptor tienen una manera de recuperar la información codificada.

El programa

El software permite utilizar este mecanismo de sustitución del bit menos significativo para encriptar mensajes de texto en una imagen de 4 bits de resolución. Cabe decir que el formato debe ser BMP y que formatos como JPG podrían alterar la información encriptada en la propia imagen pues éste es un formato que comprime los datos, por lo cual, no se puede garantizar que no se corroma la información al ser comprimida por el propio formato JPG. Por ende, el programa crea y salva imágenes esteganográficas del tipo BPMP (bitmap)

El programa contiene el siguiente menú principal:

Archivo              Procesar                 Ayuda

La opción Archivo contiene las siguientes subopciones:
  • Leer imagen
  • Guardar imagen esteganográfica
  • Cargar texto a encriptar
  • Salvar texto recuperado
  • Terminar
La opción Procesar contiene las siguientes subopciones:
  • Encriptar texto en la imagen
  • Desencriptar texto de la imagen
Finalmente la opción Ayuda tiene estas subopciones:
  •  Manual en línea
  •  Acerca de este programa
Las opciones son evidentes por sí mismas. Hay detalles que aclarar, sin embargo. La imagen original se carga en la parte de la izquierda y se copia a la derecha. Ésta es la imagen en donde se oculta el texto. En la parte del fondo de la pantalla puede verse el campo para alimentar el texto o cargar un texto de la computadora directamente. Este documento es ASCII, sin caracteres de control, texto simple, sin comandos que permitan cursivas, negritas, etcétera.

Una vez procesada la imagen, puede guardarse la misma (la imagen de la derecha) como un archivo BMP. Si se desea recuperar el texto escondido en la imagen, cargue la imagen en el programa (con la opción Leer imagen) y pídale al sistema que la decodifique (opción segunda en Procesar). Listo. Tendrá el texto que está escondido en esa imagen.

A quien le interese copia de este programa, escríbame a morsa@la-morsa.com y a vuelta de correo se lo mandaré de forma totalmente gratuita.

Tuesday, November 20, 2012

Conferencia en el Festival de Ajedrez de la UNAM


El próximo viernes 23 de noviembre, en la sala Carlos Chávez del Centro Cultural Universitario de la UNAM, daré una plática que he titulada: "Nuevas herramientas de cómputo para el ajedrecista". Hablaré de tres proyectos de cómputo que pueden incidir y ayudar a los ajedrecistas en su preparación, utilizando -desde luego- las nuevas tecnologías, como es la computadora. Será a las 3 de la tarde. Ojalá y puedan asistir. Habrá algunos CDs de regalo.

Monday, November 19, 2012

Primeras impresiones de la Raspberry Pi


Después de muchos meses de espera, finalmente me llegó la Raspberry Pi, una computadora completa que es del tamaño de una tarjeta de crédito. Usa un procesador ARM y corre Linux. Los creadores la diseñaron pensando en que fuese usada para enseñar programación en escuelas primarias, secundarias y preparatorias. Por su bajo costo la idea es sensacional y ha pegado muy duro entre los aficionados al cómputo y la electrónica. Se dice que se han vendido unas 100,000 Raspberry Pi y la demanda no parece menguar.

Pues bien, hubo que hacerse de algunos implementos: una tarjeta SD de 4 GBytes, que me costó 97 pesos. Un teclado USB (que cuesta unos 150 pesos. No tiene que ser de gran calidad). Un ratón USB que no sé cuanto cueste, porque ya tenía uno. Un cable HDMI para conectar a una TV HD o a un monitor con esa entrada y una fuente de poder de 5V .7 amp. Originalmente me hice de una de 40 pesos pero tuve problemas. Parece ser que no da el amperaje necesario y el teclado y el ratón simplemente no servían. No los encontraba el dispositivo. Usé la fuente de mi teléfono celular Samsung y todo funcionó correctamente.

El sistema que usa es Linux y hay muchas imágenes que pueden bajarse del sitio de Raspberry Pi. Yo usé Debian pero mi hermano Juan instaló Fedora. Es quizás una cuestión de gustos pero en principio, para empezar a jugar, cualquier distribución de Linux que pueda bajarse para ARM parece ser más o menos equivalente.

Para quienes se interesen por hacerse de una Raspberry Pi, por menos de 60 dólares la pueden comprar en este sitio, y créanme, es un juguete fantástico, pues por quizás menos de 1000 pesos se pueden hacer de una computadora completa, la cual incluso no necesita de ser enfriada. La idea es estupenda y las herramientas de programación que trae la hacen ideal para introducirse en el mundo del cómputo usando una computadora poderosa de bajísimo costo.

La Raspberry Pi se conecta a una fuente regulada de 5 V, .7 amp, de corriente directa, con un conector micro usb. Tiene una ranura para una tarjeta SD de hasta 64 GBytes. Conector RCA para monitores normales o conexión HDMI para pantallas de alta definición. Tiene entrada de audífono también y puerto ethernet, lo que significa que puede conectarse a Internet colocando una conexión alámbrica a ese socket.

Tiene además dos puertos USB que pueden usarse para teclado y ratón, que parecen indispensables para poder trabajar con la Raspberry Pi adecuadamente.

Fuera de los detalles de la energía que debía recibir la Raspberry Pi, asunto que parece ser crítico, cuando las cosas funcionaron, lo hicieron de maravilla. Vale la pena y es una buena introducción incluso para aquellos que quieran aprender a usar Linux. Como regalo (o autoregalo) de navidad, pues no suena mala idea.

Monday, November 12, 2012

El otro yo del Dr. Merengue, o sobre el anonimato en Internet


La red de redes tiene muchos pros pero también sus contras. Por ejemplo, la invención de las redes sociales, tan en boga en estos tiempos polariza opiniones. Se vio muy claro en las elecciones pasadas, en donde las tendencias de los internautas favorecían a Andrés Manuel López Obrador, denostando -y con razón, por sus comportamientos por demás idiotas- a Enrique Peña Nieto, quien -todo parece indicar- se hizo de la presidencia de la República gracias al apoyo de los medios como Televisa, amén de compra de votos y una serie de artimañas por demás sucias y lamentables. Pero "haiga como haiga sido", como diría el saliente presidente, Calderón, lo que es claro es que los internautas juzgan y polarizan cualquier situación. Si alguien está en contra de esto, entonces "le echan montón" para acallarlo.

La mayoría de los internautas usa un alias, un apodo, un nickname, con el que se identifica en la red. Yo uso el de morsa. Entonces, cuando yo emito una opinión en Facebook o Twitter, por ejemplo, es firmada por @morsa, y no con mi nombre real. La realidad es que yo no tengo empacho en poner mi nombre real completo si es necesario, porque a mí el anonimato me parece lamentable, sobre todo cuando se trata de criticar, ya sea que haya sustento o no.

En una discusión, por ejemplo, en Twitter, un personaje del cual ni siquiera vale la pena mencionar, pues usa un nickname y no se identifica cobardemente, me retó a que le mencionara un solo artículo que hubiese escrito para un sitio de tecnología, que no fuese una simple traducción y que entonces hablaríamos. Le mencioné decenas. Pero entonces no hablamos. Sino que empezó a decir que le tenía sin cuidado lo que escribiera y me insultó. El grosero éste lo hizo porque se escuda cobardemente en el anonimato. Porque yo puedo entender que en una discusión a nadie le guste que lo callen con información, pero de ahí a insultar pues comprendo que no lo haría en una polémica en vivo, frente a frente. En este último escenario se guardan las distancias y se respeta al interlocutor. En la red, en el cobarde anonimato, este personaje grosero es capaz de decirme lo peor, pues los argumentos para defender su causa se acabaron. Cuando empiezan los insultos se acabaron los argumentos, desde luego.

Lo mismo pasa en el Internet Chess Club. Hay muchos jugadores que usan un nickname. De nuevo, el mío es morsa. Pues bien, en mis primeros meses en ese club jugué contra un argentino al que le gané y entonces me insultó. Lo bloqueé y ya. No tengo por qué soportar a estos cobardes en la red. En un enfrentamiento de ajedrez en vivo, frente al tablero, nadie actúa así. Si se le gana a alguien, normalmente el otro se rinde e incluso, analiza la partida con el ganador. Si está muy molesto por su derrota, se levanta de la mesa y se va. No hay insultos ni lejanamente. ¿Por qué habría de ser diferente en Internet?

Otro caso ocurrió aquí en el blog. En un artículo que hice sobre Carmen Aristegui, en el cual la criticaba, salió una serie de lectores de mi blog que contestaron indignados ante mi crítica. Defendí mis puntos de vista pero los personajes iban en aumento y en una escalada de opiniones en mi contra, para "echarme montón". Yo seguí defendiendo mis ideas y de pronto algo pasó: las opiniones de estos personajes empezaron a mezclarse, lo que decía A ahora lo decía B como si A jamás lo hubiese mencionado. Así con los personajes C, D y E. Hallé que era una persona que había creado estos lectores virtuales para atacar mis ideas. Me recordaba los problemas mentales y las confusiones del personaje escritor de radionovelas en el libro de Vargas Llosa, "La Tía Julia y el Escribidor". A la postre descubrí que fue el Dr. Capó, el creador de la ANPA, una asociación que busca defender los intereses de los niños que juegan al ajedrez. El Dr. Capó y yo hemos tenido interminables discusiones al respecto de este tema, pero en el caso que apunto, Capó quería ganar la discusión y lo único que logró fue que lo descubriera y se viera él mismo desnudo ante su mal proceder.


Esto es como "El Otro Yo del Dr. Merengue", el cual -de acuerdo a la Wikipedia- es un personaje creado por el dibujante, humorista y editor argentino Guillermo "Willy" Divito, quizás el más popular de este creador, junto a sus famosas Chicas. Apareció en la revista El Hogar y luego en el diario Clarín, desde su primer número, en 1945. Naturalmente, Divito lo llevó a su propia revista, Rico Tipo, en cuanto vio el éxito de la misma. Llegó a tener su propia revista, El Doctor Merengue, como suplemento de Rico Tipo. "Una especie de Mr. Hyde criollo", según lo definió Pablo de Santis en su libro Rico Tipo y las Chicas de Divito. Un señor serio y encumbrado al que las normas sociales le imponen callar muchas de las cosas que quiere expresar. Entonces su otro yo aparece, como un fantasma, y nos muestra lo que realmente piensa o siente.


La realidad es que así como Internet es una bendición de información antes imposible simplemente de consultar, también demuestra una serie de fenómenos que muestran la naturaleza humana tal y como es: en el anonimato somos capaces de las peores vilezas. Nada de qué enorgullecernos como seres humanos.


Saturday, November 10, 2012

Objetos extraños del cielo

No hay duda que el mundo es un lugar extraño y hay fenómenos a los cuales la ciencia no tiene explicación. Por ello, cuando alguien muestra una grabación -que parece real- sobre un hecho que no tiene una explicación mundana, salen todo tipo de personajes a decir de qué se trata o de hacer una teoría sobre el extraño acontecimiento. Maussán, nuestro ufólogo de cabecera, hallará desde luego que todo fenómeno aparentemente inexplicable es consecuencia de los extraterrestres, los cuales nos han mandado señales una y otra vez que demuestran que su presencia en el planeta, es un hecho.

Todo esto viene a cuento porque acabo de ver un video grabado por Televisa, que mantiene una cámara en el volcán Popocatépetl, y que monitorea su actividad volcánica cotidianamente. Desde esa cámara se grabaron escenas sorprendentes: un objeto (que dicen que dicen ellos, mide un km de largo por 200 m. de ancho), parece venir del cielo y entra al centro del volcán. ¿Qué es realmente este objeto? ¿de dónde viene? ¿qué explicación razonable puede darse al evento?

Hay quienes ya tienen teorías de toda índole: unos, que se trata de un fenómeno inventado por la empresa televisiva, un distractor, pues. Otros indican que puede ser un truco de video. Hay cuestiones no resueltas al respecto de la grabación. Por ejemplo, algunos indican que solamente las cámaras de Televisa captaron la imagen (plausible, si se considera que las cámaras del Cenapred actualizan cada minuto la escena del volcán. Vamos, hasta un programa para hacer una animación del acontecer de "Don Goyo" lo escribí hace tiempo). Así, las cámaras del Cenapred podrían haber perdido la grabación de estas imágenes pero quién sabe realmente.

Otros detalles son interesantes. La grabación que mostró Televisa termina cuando entra el objeto supuestamente al cráter. ¿Por qué no seguir mostrando lo que pasó después? No hay nada más. La escena que difundieron se detiene cuando el objeto queda dentro del cráter del Popo. Hubiese sido interesante continuar el despliegue de imágenes.

Es curioso saber que el objeto que presumiblemente se sumió en el cráter de Don Goyo no presentó ni sonido ni ninguna actividad de haber chocado contraz el cráter. Del sonido no sé si las cámaras están también grabando sonido. Que no haya consecuencias del objeto chocando contra el cráter, ni rastro de una colisión, no deja de ser aún más extraño. Hay quienes afirman que el objeto es de plasma (whatever that means) y que por eso no hay una colisión física. Un supuesto investigador de este fenómeno indica que el objeto entró como supositorio dentro del volcán, para calmar sus ansias de hacer erupción.

En mi opinión, todo parece apuntar a un fraude con alguna razón más allá de lo entendible. Distraer a la gente sobre un evento extraño, para que en lugar de discutir los problemas de la nación nos enfrentemos a este "misterio sin revolver" al mejor estilo Maussán.

La mejor opinión la tiene usted,  lector, lectora. ¿Le parece real la grabación? ¿Le parece un fraude? Cuénteme lo que piensa. He aquí el video:


Friday, November 09, 2012

El arte de Cecilia Ruíz


Cecilia Ruíz López es mi sobrina. Es diseñadora gráfica y ahora hace una maestría en artes gráfica, en una Universidad en Nueva York. Sin duda que la decisión de seguir sus estudios la ha llevado a madurar su estilo de ilustrar y en mi opinión está adquiriendo un estilo propio. Aunado eso al talento y a las técnicas que estará aprendiendo, no me cabe duda que tiene un futuro promisorio en el campo de la ilustración, que al menos es su fuerte por ahora. Claro, no sabemos por qué caminos lo llevará a uno por la vida. Quizás lo más razonable es simplemente ir viviendo lo que en este momento se disfruta. A todo ello, Cecilia me hizo el dibujo de la Morsa que aparece aquí.

Entre las ilustraciones que me parecen más ingeniosas de Cecilia están las de acontecimientos inesperados. No son necesariamente acontecimientos dramáticos o terribles (tiene una serie de ilustraciones al respecto, a todo esto). Me parece que hay una sutileza en cada ilustración, en cada imagen plasmada. No se necesitan palabras. La propia ilustración lo dice todo gráficamente.

He aquí dos de las que más me gustan, de su colección Welcome Misfortune is a series of illustrations about unfortunate events (Bienvenido el infortunio: una serie de ilustraciones sobre eventos desafortunados):



Desde luego en su sitio web hay muchas ilustraciones que son imperdibles.

Thursday, November 08, 2012

Para no perder el tiempo en las redes sociales


Uno de los problemas que se están convirtiendo en "endémicos" en el cómputo actual es el uso de las redes sociales como Twitter y Facebook. Antes de esto se abusó en el mensajero instantáneo, en general el MSN Messenger. Si antes se veía el messenger instalado en cuanta computadora había, hoy mucha gente pasa mucho tiempo entrando en las denominadas "REDES SOCIALES", las cuales tienen muchos atractivos, sí, pero quitan muchísimo tiempo. Sin embargo, en las oficinas no está aún valorada la cantidad de tiempo que se pierde al día (horas de trabajo, me refiero), porque la gente está platicando vía messenger o bien, jugando al la "granjita" en Facebook o tal vez, comentando cuanta tontería se le ocurre en Twitter.

Y entiendo que en muchos casos, no es posible bloquear en una oficina el uso de programas como el messenger, pues quienes primero brincarán son quienes lo usan para el trabajo mismo. Por supuesto, a quienes que habría que bloquear son a aquellos que de alguna manera abusan, lo cual en mi opinión, son la mayoría. Con las redes sociales, en cambio, no parece haber un argumento sólido para permitir que los trabajadores las utilicen en sus horas laborables. Estrictamente quitan el tiempo de trabajo a las personas.

El "Bloqueador de Redes Sociales y Mensajeros Instantáneos" es un sistema que permite no sólo bloquear al msn Messenger, sino también a programas como Yahoo! Messenger, AOL Instant Messenger, Skype, Facebook, Twitter y Google Talk. El administrador de este programa puede instalar el bloqueador en la máquina del usuario (o empleado que abusa de este recurso) y no podrá usarlo más.

De hecho, el software bien podría servir no sólo para evitar que los trabajadores usen las redes sociales, sino para uno mismo, que muchas veces perdemos el tiempo irremediablemente viendo mensajes graciosos, juegos en línea o el estar platicando con amigos por Facebook. Si midiésemos cuánto tiempo perdemos en esto, quizás podríamos hacer más cosas útiles en nuestras vidas que pasear y navegar por estas simpáticas redes sociales.

Desde luego, si el usuario es lo suficientemente avezado en cómputo, podría deshabilitar la restricción o hacer uso de algún otro recurso para seguirse conectando. No obstante esto, el sistema está planteado para la mayoría de las personas, que son simples usuarios de una computadora personal, pero que están lejos de entender muchos de los detalles técnicos por el cual funciona su equipo. Sin embargo, el sistema bloqueador está pensado incluso con algunos "trucos" para hacer que su detección sea más difícil, en caso de tener a alguien con los conocimientos técnicos correspondientes.

Cabe señalar que esconder un programa para que no sea detectado por el usuario no es una labor sencilla, porque finalmente el sistema debe enterarse de su existencia para poderse ejecutar. A esta técnica se le llama "seguridad por oscuridad", y no es la mejor técnica para realizar una labor como la que se pretende hacer aquí. Sin embargo, cumple en general con el cometido de la misma y que en el fondo se reduce a que la gente trabaje en horas de trabajo. Ya tendrá tiempo en su casa para navegar por horas en Facebook o Twitter. Usar la computadora del trabajo para estos asuntos finalmente está fuera de todas ética laboral, incluso considerando al trabajador.

El software es totalmente gratuito para uso casero. Si quien me lee lo piensa usar en una empresa, tiene un costo moderado. Soy de la opinión que si el programa sirve para que la gente sea productiva en su trabajo, la compañía que lo usa debe pagar por ello. A quien le interese el programa, escríbame a morsa@la-morsa.com y se lo mandaré a su correo de forma gratuita.

Tuesday, November 06, 2012

Más sobre el Concurso Internacional de Divulgación de la Ciencia

El estimable Bernardo Ruíz me indicó que en la Gaceta del Fondo de Cultura Económica había una nota sobre el concurso en donde mi obra apareció mencionada como publicable, por parte del jurado (ver aquí). En dicha gaceta encuentro lo siguiente:

"Al finalizar el mes pasado se dio a conocer qué obra mereció el Premio Internacional de Divulgación de la Ciencia Ruy Pérez Tamayo, convocado por primera vez y dotado de 250 mil pesos como adelanto de regalías, más la publicación en la ya populosa colección La Ciencia para Todos. Sin duda, un objetivo al convocar a este concurso fue fertilizar el almácigo de originales a partir del cual se configura nuestro programa editorial, pero hay fines más sutiles en una iniciativa como ésta. Uno de ellos es estimular a que escritores de diversa formación -lo mismo científicos en activo que divulgadores de la ciencia, e incluso mancuernas de investigadores y redactores profesionales, para así crear una simbiosos entre calidad de contenido y calidad de expresión- dediquen su tiempo a producir textos que difícilmente surgirían de la espontaneidad de sus creadores. A diferencia de gran número de certámenes literarios, las obras sometidas a éste debían prepararse ex profeso, por lo que quedamos más que satisfechos al alcanzar la cifra de 75 participantes, provenientes en su mayoría de México, si bien una décima parte provino de Argentina, España, Colombia y Venezuela.

La ciencia requiere de definiciones precisas y casi siempre operativas; la noción de divulgación científica, en cambio, está rodeada de cierta ambigüedad, que en su mejor faceta admite obras con gran contenido literario pero que en el peor tolera textos tenuemente barnizados por el conocimiento científico. Hubo entre los concursantes ejemplos de uno y otro extremos -y aún obras que rebasaron por mucho las fornteras más laxas de la divulgación- aunque el grueso se ciñó al molde de explicar algunos aspectos de una disciplina científica con pocos tecnicismos y la mayor claridad posible. Tras dos cribas, una principalmente de forma y otra de fondo, siete trabajos llegaron a la etapa final, en la que cinco acuciosos lectores -en orden alfabético de sus apellidos: Marcelino Cereijido, Javier Crúz Mena, Jorge Flores Valdés, Francisco Rebolledo Y José Sarukhán Kermez- resolvieron premiar el libro intitulado Tiburones. Supervivientes en el tiempo, escrito por un estudiante de posgrado y enamorado confeso del mundo de los escualos: Mario Jaime Rivera, y sugerir la publicación de dos piezas más: El Higgs, el Universo líquido y el Gran Colisionador de Hadrones, presentada bajo el seudónimo Ades Campos F.T., y ¿Pueden pensar las computadoras?, presentada bajo el seudónimo La Morsa. (Aprovechamos para invitar desde aquí a los autores de esas obras a que nos contacten, en caso que les interese ver convertidos su original en algunos miles de ejemplares impresos)
".

Así pues, de 75 obras, ser una de las dos merecedoras de mención por parte del jurado es un privilegio.

Saturday, November 03, 2012

Libros electrónicos interactivos de ajedrez


Más de uno sabrá de mi afición por el ajedrez, pero no lo es solamente por jugar torneos, sino también con lo relacionado al cómputo y el juego ciencia, que en mi opinión hacen una mancuerna perfecta. El ajedrez -creo yo- se ha popularizado mucho más desde que se puede jugar a través de Internet, con programas clientes como el del ICC (Internet Chess Club), o en otros servidores (como FICS -Free Internet Chess Server). Pero además de esto, hay programas para estudiar ajedrez, videos, bases de partidas (que contienen prácticamente toda la historia del ajedrez registrado), monografías de aperturas, libros en pdf, etcétera. La última inclusión son los libros electrónicos interactivos de ajedrez, que me da la impresión, podrían llegar para quedarse.

Un libro electrónico es para muchos la versión para la computadora de un libro tradicional. Sin embargo, gracias al software, este tipo de libros pueden ser más que una versión en pantalla de lo que podemos leer. Por una parte, en algunos libros y programas adecuados para ello, podemos hacer notas, poner marcadores, subrayar, etcétera. De hecho, el Kindle de Amazon puede hacer todo esto con los libros electrónicos y lo mejor, estas notas son personalizadas. Otro que lea el mismo libro en ese dispositivo no tiene porqué ver las notas puestas por otro lector. La realidad es que los libros electrónicos tienen muchas virtudes que cada vez cobran más adeptos. De hecho ya Amazon ha declarado públicamente que vende más libros electrónicos que en papel. Así de sorprendente.

Pues bien, en lo que se refiere al ajedrez, hay libros electrónicos del tema, pero finalmente el usuario requiere de sacar tablero, disponer las piezas y reproducir las partidas de ajedrez que ahí se presentan. Más de uno se habrá preguntado por qué no hay algún programa que saque ventaja de la interactividad que puede dar la computadora -or ejemplo- poniendo un tablero electrónico donde se pueden llevar a cabo las jugadas, así el estudioso del juego no tendría que sacar su tablero virtual y reproducir las partidas como antaño. Pues bien, he aquí un esfuerzo español sobre esta idea, pues ya antes habíamos reseñado un modelo de libros electrónicos para ajedrez hecho por norteamericanos. En este caso la aplicación de libros electrónicos de ajedrez es gratuita. Y para demostrar la bondad de la misma hay algunos archivos con información ajedrecística que puede decargarse y leerse en la aplicación.

Gracias a este programa, podemos seguir el texto y la partida directamente en la pantalla de la computadora. Podemos dar click en cualquier parte de la partida que estamos estudiando y el sistema desplegará el tablero en el momento correcto de la misma. La virtud de este sistema contra el de los norteamericanos es que éste, para empezar, está en español y es algo que más de uno agradecerá. Quizás el cuello de botella para que este tipo de aplicaciones prospere y tenga éxito dependerá de si pueden generar documentos interactivos de calidad con la suficiente prontitud. En el mundo del ajedrez se publican decenas de libros por semana, y no es exageración.

Si la creación de los libros en el formato que use este sistema interactivo es demasiado lenta, los ajedrecistas terminarán haciendose de los libros en pdf, sin las posibilidades que ChessApps ofrece (curioso que el nombre esté en inglés). Como sea, a quien le interese mejorar en el juego ciencia esta opción puede resultar atractiva. Ya en la tienda virtual hay algunos artículos y revistas que pueden verse con este programa interactivo. Desde luego que el negocio de quienes crearon esta aplicación es vender contenidos. Si estos están a buen precio yo no dudo que será todo un éxito en el pequeño pero apasionante mundo del ajedrez.

Referencias: ChessApps

Friday, November 02, 2012

La programación en el siglo 21


La programación -decía algún gracioso- es de esas pocas cosas divertidas que se pueden hacer con los pantalones puestos. Y la realidad es que para quienes programamos (y en ocasiones vivimos de esto), el hacer que la computadora se comporte como queramos, que dé los resultados deseados, que haga los cálculos que necesitamos, es algo que de entrada es satisfactorio, porque de alguna manera nos damos cuenta del cómo tener que explicarle a una máquina lo que queremos que haga.

Evidentemente con los años las cosas en programación han cambiado notablemente. Quizás una de los primeros ambientes RAD (Rapid Application Development) fue Visual Basic, de Microsoft, pero pronto salieron otros entornos igual de atractivos para lenguajes mucho más poderosos que el relativamente simple Basic. Por ejemplo, Borland presentó Delphi 1.0 en 1994 y a decir de Philippe Kahn, el creador de dicha empresa, no buscaban competir contra Visual Basic, sino contra PowerBuilder (Sybase), el cual aún existe.

La idea atrás de RADs es crear entornos de programación donde los desarrolladores tengan a la mano una serie de componentes comunes: botones, barras de progreso, editores de textos, menúes, listas de objetos, imágenes, etcétera, de forma tal que puedan ponerse en la aplicación usando drag & drop, es decir, tomando el componente y soltándolo en la ventana del programa. Cada componente tiene una serie de propiedades y métodos, lo cual cumple estrictamente -en la mayoría de los casos- con el paradigma de la programación orientada a objetos (POO), la cual se utiliza ya comúnmente en cualquier entorno moderno. La gracia de esto es que el desarrollador solamente tiene que asignar qué tipo de acción va a ocurrir cuando se le dé click, por ejemplo, a un botón. Así, no tenemos que armar de cero la aplicación. Basta con poner los componentes que necesitamos y programar los eventos de los mismos.

Evidentemente cualquier RAD moderno tiene mejores habilidades, por ejemplo, la de crear componentes que hagan tareas muy específicas, basándose muchas veces en las bibliotecas y componentes ya existentes. Para la mayoría de los medios ambientes de programación modernos es fácil hallar muchos componentes de terceros para un sinfín de aplicaciones en particular. Por ejemplo, yo he hallado un tablero de ajedrez con una serie de facilidades que permite crear programas asociados con las actividades del ajedrez sin necesidad de tenerme que sentar a escribir un componente propio que valide las jugadas en el tablero, que anime los movimientos de las piezas en la pantalla, etcétera. Vamos, que ya viene todo el componente con esa funcionalidad que evita perder mucho tiempo rehaciendo una y otra vez lo mismo.

Lo mejor del asunto es que este paradigma que RAD ha impuesto por las facilidades que da a los programadores, ya existe para los dispositivos móviles. La mayoría de ellos no tienen entornos de programación. Es decir, no programamos directamente sobre el teléfono celular o la tablet, sino que usamos una herramienta en la máquina de escritorio (PC, Mac, Linux), que nos permite hacer el desarrollo deseado, usando un emulador para probar la aplicación que está siendo escrita (o mejorada). De nuevo, estos entornos de programación para los dispositivos móviles contienen una serie de componentes ya pre-establecidos que permiten desarrollar rápidamente aplicaciones, además de darle a los programas un medio gráfico similar en todo el sistema en el que se está programando (iOS es el mejor ejemplo de esto).


Hay incluso empresas que hacen entornos para programar en iOS, Android o Windows Phone bajo este paradigma. Casualmente, la idea de los RADs ha permeado incluso en medios ambientes que bien podríamos considerar obsoletos. Veo PocketStudio, un ambiente muy parecido a Delphi (se programa en Pascal), para crear apps para la Palm, el cual es comercial. Hay alternativas como Palmphi, que pretende ser un entorno como Delphi, pero cuyo lenguaje nativo es C. Para PocketPC hay también muchas herramientas de desarrollo que incluso siguen vigentes: Pocket Programming Language, que usa su propio lenguaje (el cual no sé a qué se parece), NSBasic, el cual ya puede usarse incluso en tablets y teléfonos inteligentes en iOS y Android. Así, la miriada de posibilidades permite a los programadores elegir la mejor opción para cada quien.

Aparte de los entornos típicos (como el que da Google para programar para Android) o el que da Apple para iOS. Es cuestión de buscar y empezar a entender las características específicas de los entornos que queremos usar. Si usted se dedica a programar, debe considerar que el futuro será -y por un buen tiempo- los dispositivos móviles. Hay un gran margen de alternativas y posibilidades para quienes buscan vivir de crear código.