Friday, October 10, 2014

¿Concursos para ricos?


A veces el trayecto de la UNAM hasta mi casa es largo y tedioso. Basta que llueva (no tiene que caer una gran tormenta), o que un auto, uno solo, se descomponga en el periférico, para que vayamos a vuelta de rueda. Normalmente lo más pesado llega cuando enfrento el túnel de Reforma, el cual siempre va a una velocidad mínima porque los policías tienen la extraña consigna de cerrar el carril de la derecha para que los que se incorporan al periférico (nosotros saliendo del túnel), puedan hacerlo. Pero bueno, la cuestión que me ocupa no es el tránsito de la ciudad de México, sino el hecho de que pasar algunas horas sin sentido sentado en el auto tratando de convivir en el tránsito capitalino, me hace a veces reflexionar sobre temas que no parecen tener relación. Y así, mientras regresaba a mi casa, recordé una promoción que anuncia Diego Luna.

Se trata de que les mandemos a los organizadores el recibo más alto de teléfono que hayamos recibido. El concurso tiene algunas limitaciones. El recibo debe ser de un teléfono residencial, de casa/habitación. Vamos, no se vale del teléfono celular. Y bueno, independientemente de la pregunta, ¿cuál será la mayor cantidad que alguien habrá pagado por hablar por teléfono en un mes? Quiero pensar que la mayoría de la gente, aunque hable mucho, sus recibos no pasarán de una cifra alta pero manejable, 3, 4, 5 mil pesos quizás. No lo sé. Tal vez alguna persona en este país habla mucho por teléfono y de larga distancia desde su casa, pues a lo mejor trabaja en una actividad en la que está obligada a hablar fuera del país contínuamente.
¿Qué tipo de persona puede ser esa? ¿Clase media (o como un amigo dice, clase pobre alta)? Lo dudo. Tal vez hay empresarios que muchas veces hablan desde sus respectivas casas por muchos, demasiados minutos. Es decir, este concurso se ve simpático pero claramente parece pensado en los ricos.

Normalmente cuando se hacen promociones, se busca que los premios se los lleven gente que en general no tiene los recursos propios para hacerse de esos premios. Por ejemplo, una empresa a la que le hice un análisis probabilístico (hace años) para un concurso en donde se compraba un helado y a cambio al comprador goloso se le daba un sobrecito con un rompecabezas de seis piezas, muy fácil de armar. Si el rompecabezas tenía la figura de una camiseta, una bolsa, o un avión, entre otros premios, la empresa le cambiaría el rompecabezas por la camiseta, un "backpack" o un viaje a un destino turístico nacional (Gobernación sugería que los premios basados en viajes se hiciesen de preferencia a destinos nacionales).

Ganarse un premio no era fácil porque normalmente había que comprar unos 10 helados para ganarse, por ejemplo, ¡un helado gratis! Había dos viajes, pero los rompecabezas de los aviones -a todos, excepto a dos- les faltaba una pieza que nunca salía. La razón de esto es que no existía dicha pieza. Los dos rompecabezas completo del avión venían ya en la bolsita. Es decir, si uno se compraba un helado y hallaba que en el sobre venía el avión completo, se hacía de un viaje. La empresa no sabía quién se podía ganar los viajes, pero eso sí, sembraba esos premios en colonias populares. Vamos, que si había una heladería en las Lomas, ahí no sembraba el premio del viaje, pues se asumía que los que compran helados en las Lomas tienen dinero para viajar sin necesidad de apelar a promoción alguna.

Los premios pues, buscaban darse a gente con menos posibilidades. Regresando al concurso del recibo más caro, me parece que es una promoción para ricos, porque como sea, seguramente los que tienen más recursos económicos no pensarán demasiado en gastar dinero hablando de sus teléfonos residenciales, quiero creer. O más simple aún: quien gane más dinero probablemente gaste más ¿no? Y en ese sentido, como no les preocupan demasiado las cuentas, es evidente que de ahí podría salir el ganador. Pero a lo mejor estoy elucubrando más de la cuenta. Tal vez los ricos hablen más y a lugares más remotos pero probablemente lo hagan desde su celular, el cual no está incluido en la promoción. ¿Ustedes qué piensan?


5 comments:

Birmex said...

Yo creo que el concurso es un modo de hacerse de datos sobre consumo telefónico de cantidad de personas a quienes, en algún momento, se ofrecerá cambiar de compañía mejorando sus tarifas. Puro marketing, pero como a la gente le encanta creer en cuentos de hadas, no dudo que muchísimos enviarán copia de sus recibos sin pensar que están dando a desconocidos acceso a sus datos personales. Saludos, VickyB

richt said...

Igual ese es mi punto , con la de la reforma de telecomunicaciones las estrategias de las televisoras y competidores de telmex es ir por los clientes de mayor facturación. No son tontos no van por los clientes de facturación normal , por lo que ve claramente que no les importa invertir en estos, a como prometían.

comentando said...

Hay muchas variables en el concurso y en lo que mencionas. Alguien rico, generalmente es rico porque trabaja, si trabaja no tiene tiempo de ver la tele, si no ve la tele no se va a enterar de el concurso. Esto lo hago generalizando un poco y tratando de seguir con tu teoria del concurso para ricos; igualmente tienes razon con la teoria del celular. Sobre dar los datos personales, pues... no es como que se los estas dando a un desconocido que te va a secuestrar, porque obviamente si las intenciones fueran taaaaan malas, no lo estarian publicando en tantos medios, osea, esto tiene que tener algún permiso con hacienda y la comisión que regula los concursos en Mexico, que no recuerdo como se llama. Yo vivo en estados unidos y aqui para cualquier cosa te piden tus datos personales, y los das, para que los quieren? para estarte jodiendo a toda hora por teléfono y convencerte de algún servicio... que haces? simplemente dices que esta equivocado y te borran del sistema. Totalmente consciente de que México y usa no son iguales, pero hasta cierto punto creo que podemos emparejar un poco las intenciones de esta compa;ia. Esta utilizando los datos personales de las personas para después convencerlos de que se cambien de servicio, aunque me parece una estrategia tonta no decir nada sobre su compa;ia. Pero a fin de cuentas si Izzi es de televisa, entonces alguien muy inteligente debió haber dise;ado esta estrategia, y muy seguramente les esta funcionando. OJO no digo que apoye la forma de trabajar de televisa, pero si tenemos que aceptar que si son la televisora numero uno del país es porque sabe de alguna forma venderle su producto a las personas, nos guste o no, se nos haga estúpido o no, digamos que esta en haciendo un complot contra México con ayuda de epn, y cualquier otra cosa que se nos ocurra, saben vender, porque conocen a los mexicanos y conocen nuestra forma de pensar y la forma de envolvernos... the ugly truth

No he leído tu blog pero lo voy a hacer y si no has hablado sobre la mentalidad que tenemos y la inteligencia de televisa para tener hipnotizados a los mexicanos, espero lo pienses un poco y escribas sobre esto

ps. lo siento por mi ortografía, va en picada :(

George Berkeley said...

Una vez un profesor, no recuerdo quién, nos dijo exactamente lo que tú comentas, pero aplicado a los Bancos. Es decir, los bancos sólo prestan dinero, buen dinero, a gente que no es precisamente pobre.
Ahora bien, me ha dado curiosidad sobre la cosa de los helados. Dices que la heladería decidió sembrar los viajes en colonias pobres. ¿Pero por qué harían eso? Estoy seguro que no por buenos sentimientos. Algo quizá relacionado con marketing. Se me ocurre que si el ganador sale de una colonia humilde, en el futuro, en otra promoción, la gente de colonias pobres tendrían un aliciente extra para comprar más y más helados para intentar ganarse el premio. Cosa que no pasaría en un barrio pudiente, como dices. ¿Esa sería la razón más probable?

Por otro lado, el comentario de Birmex Tiene sentido, claro, pero tal cosa haría suponer que las empresas gigantes no tienen otras posibilidades, menos costosas, para hacerse de dicha información. Si empresuchas tales como call-center's y Afores tienen acceso a infinidad de bases de datos con información variada de mucha gente en nuestro país (¿recuerdan lo de las bases de datos del IFE en Tepito?), ¿no creen que haya modos más sencillos para hacerse de la info de quien tiene un teléfono fijo en el país? No sé. A mí a primera vista sólo me parece que es o fue un concurso con fines meramente publicitarios.

Por último, Richt afirma que: "Alguien rico, generalmente es rico porque trabaja...". Bueno, ese juicio es, muy probablemente, falso, y esto desde dos puntos de vista. 1) A menos que los que son ricos ahora hayan generado desde cero su riqueza, Richt tendría razón. Pero no creo que los que son ricos ahora estén en ese caso. Me parece que la fortuna se hereda la mayoría de las veces. Y si bien hay que trabajar para que la riqueza no se pierda, los que son ricos no son ricos esencialmente debido a su trabajo, sino al trabajo de quien les heredó. 2) Pero otra cosa de mayor relevancia se puede decir sobre el juicio de Richt. Veamos, de su juicio se extrae analíticamente la idea de que los que son pobres lo son porque no trabajan, o trabajan menos que los ricos. Esto es, a todas luces, una falacia. Hasta donde entiendo, las bases del marxismo o en general de sociedades comunistas, caen en la idea de que es el obrero, o sea el elemento más humilde y peor pagado de una cadena productiva, quien se desdobla en el producto que crea. Es decir, el producto creado es el obrero mismo, la persona se ha materializado en su creación, se ha vuelto otro, se ha desdoblado. ¿Mediante qué? Mediante el trabajo, puro y arduo trabajo. Así, en todo caso quien debería ser rico no es el que ahora es el rico, sino el pobre, el obrero, que es el que lleva el trabajo de producción a cuestas. ¿Que los ricos también trabajan, aunque no como obreros? Talvez, no todos. Pero eso no le quita un poco de verdad a lo que me parece que he dicho aquí.

Salaudos
hoteles en ciudad de mexico

Morsa said...

Yo creo que esa marca de helados asumía que los ricos pueden pagarse los viajes que quieran y sembrando los premios en colonias de menos recursos les daban la chance a algunos de ciertas clases sociales a poder ganar un premio que se antojaría como único.

Eso -recuerdo- era el argumento que me dieron, pero desde luego, eso viola en cierto sentido las reglas de los concursos porque no son parejas. De hecho, probablemente nadie debería saber en dónde puede aparecer un premio.

Ahora bien, yo creo qdefender al rico siempre será difícil, pero creo que no todos los ricos son nefastos y perversos. Creo que muchos han trabajado duro y que ese trabajo ahora se ve en las siguientes generaciones de sus familiares.

Esto, evidentemente, puede plantearse desde muchos aspectos y uno de los que salen a relucir es la brecha enorme que hay entre pobres y ricos y la desigualdad social.

Yo, por ejemplo, no estoy de acuerdo con que "los que tienen más, que paguen más", como aluden los gobiernos en nuestro país siempre. De hecho ya los ricos pagan más por todo, aunque claro, para sus estándares pueden pensar que no pagan tanto. Y esto es como castigar al que tiene dinero. Y esto es probable consecuencia de que en este país nadie puede tener dinero a menos que sea narcotraficante, político o empresario sin escrúpulos. Creo que esa imagen es la que hace que se digan esas cosas.

Yo estoy convencido que hay gente que trabaja muy duro y merece tener lo que tiene. Obviamente podríamos discutir de esquemas como el socialismo o comunismo, o el propio capitalismo, pero creo que se sale de la idea de este artículo.