Saturday, January 27, 2018

El infierno orwelliano


La siguiente mini-ficción la escribí para la desaparecida resvista Personal Computing México. No tengo datos sobre la fecha de la publicación:

El infierno orwelliano

Hoy me he dado cuenta de la verdad y es en realidad muy simple: las computadoras quieren gobernar el mundo de los humanos. Nosotros mismos nos hicimos cómplices de esta estrategia  que ahora ya es casi cotidiana. Primero creíamos que la tecnologías era la promesa de la bienaventuranza, la tierra prometida, el fértil campo inagotable. Sin embargo, vemos que todos los avances de los seres humanos se han volcado a crear una máquina que sea absolutamente dueña de nuestros movimientos, ideas, cambios y pensamientos.

Antes uno podía salir a la calle y descubrir el mundo.  Hoy estamos encerrados  en nuestras propias habitaciones, esperando que la máquina infernal aquélla nos dé vía libre para salir y transitar al menos, aunque claro, siempre por pasillos perfectamente definidos. La máquina sabe siempre donde estamos, qué hacemos y además, decide siempre por nosotros. Nuestro futuro está tan condenado como asegurado.  Trabajamos para seguir alimentando a este monstruo cibernético, a esta maraña ya impenetrable. De alguna manera estamos ya a punto de vivir el infierno orwelliano. Parece que la humanidad misma se ha condenado.

Pero no todo está perdido. Hay gente que piensa como yo y en esos momentos que la computadora tiene que darse mantenimiento, hemos puesto manos a la obra para decidir que la única respuesta es la destrucción de todo ese hardware que ha vuelto la vida de los seres humanos prácticamente miserable. Ahora entendemos que esa guerra contra el cono sur fue un ardid del sistema para terminar con la vida de millones de seres humanos que no podían ser utilizados y controlados. Ahora comprendemos que el plan trazado por la espantosa empresa que ha llegado a dominar el mundo, la aborrecible Macrosoft,  ha calculado todos los detalles para hacernos creer que hay un grupo antagónico que nos quiere destruir y que en consecuencia, es preciso actuar.

Así entonces, armamos nuestro plan de batalla. Un grupo de valientes salió en la madrugada, justamente en el momento que la computadora feroz decidía verificar todas sus funciones. Llegamos a Macrosft quizás por milagro entramos por un ducto de aire. Evidentemente la máquina nos detectó y comenzó una inmisericorde batalla. Los nuestros caían víctimas del gas, el calor o la radiación insoportable.  La máquina seguía nuestros pasos a pesar de haber cortado algunos de sus sensores remotos.

Fueron horas angustiantes hasta llegar a la consola, el lugar donde se encuentra ese dichoso teclado que podría desconectar al metalizado dictador. Herido y con dolores insoportables, me acerqué a la pantalla principal y quedé horrorizado... Una ventana mostraba el mensaje:

Orden: destruir el planeta.
Tiempo para la destrucción: 25 segundos...

Me aproximé lo más que pude, pero mis lastimadas piernas ya no respondían. "7... 6... 5... segundos"... Cuando de pronto surgió de quién sabe quién en la consola una ventana más, azul, que decía: "General Protection Fault in Kernel Module: 007889:737493 address". El mundo se había salvado.

Los avatares en la vida de un ajedrecista



Hay muchos tipos de jugadores de ajedrez. Hay los ocasionales, los que juegan por divertirse en alguna ocasión, y los ambiciosos, los que van a torneos, los que estudian y tratan de verdaderamente jugar y entender mejor este difícil juego. Yo quizás soy uno de ellos aunque en estos últimos 9 años prácticamente he dejado el ajedrez de torneo por otras ocupaciones. Sin embargo, he aquí la narración de lo que pasaba por mi cabeza en el año 1995, cuando jugaba activamente.

Los torneos FIDE del Club Mercenarios han hecho que los jugadores se esfuercen más. Ya no sólo es el resultado de la partida, sino la posibilidad de obtener o subir/bajar el rating sancionado por la propia Federación Internacional. La historia de esta semana es sobre mi partida del cuarto torneo FIDE Mercenarios (1995), cuando enfrenté a Jesús Casillas, colega de profesión y fuerte ajedrecista. Pero en realidad, la historia de este encuentro viene del segundo torneo FIDE Mercenarios, en donde también enfrenté a Casillas, quien me superó teóricamente en la defensa que más he estudiado. Esta fue la partida que jugué en ese entonces:

Blancas: Jesús Casillas
Negras: Manuel López
II FIDE Mercenarios (5), 1995

1. e4 d5 2. exd5 Nf6 3. d4 Nxd5 4. c4 Nb6 5. Nf3 g6 6. h3 Bg7 7. Nc3 O-O 8. Be3 Nc6 9. Qd2 e5 10. d5 Ne7 11. g4 


Juegan las negras

11. ... Re8? Este debe ser un grave error. Se imponía 11. ... f5!?, la cual crea un juego complejo y muy interesante. Después de esto se verá como el negro va a quedar tan inferior que, jugando con precisión por parte del blanco, no tendría la mínima chance. 12. O-O-O f5 13. gxf5 Nxf5 14. c5 Nd7 15. Bc4 Kh8 16. Ng5 Qf6 17. Nce4 Qf8 18. Ne6 Qe7 19. d6 cxd6 20. cxd6 Qh4 21. N6g5 h6 22. Nf7+ Kh7 23. f3 Nxe3 24. Qxe3 Nb6 25. Bb3 Bd7 26. Kb1 Rf8 27. Rhg1 Be8 28. Rg4 Qh5 29. Neg5+? hxg5 30. Nxg5+ Kh8 31. Qe1 Rf4 (31... Rf5 32. Rh4 Rxg5 33. Rxh5+ Rxh5 con ligera ventaja del blanco) 32. Ne6 Qf5+ 33. Ka1 g5?? 34. Rxg5 Qf6 35. Rxg7 Rxf3 36. Qe4 Rf5 37. Rg4 Bh5 38. Rh4 Nd7 39. Qxb7 Rg8 y en esta posición absolutamente perdida para el negro, Jesús Casillas perdió por tiempo. Increíble. Jesús me dijo que el reloj que habíamos usado, un Garde como el que utilizaron en el Mundial de 1972, tiene una bandera engañosa y puede ser. Prácticamente cualquier jugada le daba el triunfo. 0-1

Y aunque la suerte me favoreció, pues gané por tiempo, perdí el duelo teórico. Cuando en el IV Torneo FIDE Mercenarios supe que jugaría de nuevo contra Casillas, decidí preparar mejor la defensa escandinava en la variante que jugamos en la partida pasada

Blancas: Jesús Casillas
Negras: Manuel López
IV FIDE Mercenarios (3) 1995

1. e4 d5 2. exd5 Nf6 3. d4 Nxd5 4. c4 Nb6 5. Nf3 g6 6. h3 Bg7 7. Nc3 O-O 8. Be3 Nc6 9. Qd2 e5 10. d5 Ne7 11. g4 y en esta misma posición, en donde antes había jugado la mala Te8?, la cambié por la jugada que sigue: 11. ... f5!? que mejora la variante. Estaba interesado en ver qué tenía Jesús contra esto... 12. O-O-O fxg4 13. Ng5 Nf5 (13... g3! de acuerdo con Komodo, es la idea correcta. Así no se abre la columna h) 14. hxg4!? (14. Bc5 dice Jesús, es la jugada correcta, pero el engine refuta con 14. ... Ah6!) 14... Nxe3 15. Qxe3 Rf4 16. Ne6 (16. Nce4 parece ser mejor y Komodo así lo confirma, pero la jugada de Jesús es igualmente interesante.) 16... Bxe6 17. dxe6 Rd4! en mis análisis veía esto como parejo, aunque el engine dé 0.66 a favor del blanco. 18. Bd3 Qe7 19. Qh3 h6 20. g5 h5?! (20... Qxg5+ 21. Kb1 Qf6 con ligera ventaja del blanco) 21. Rdg1 Nxc4 y en este momento pensaba que ya estaba mejor. 22. Bxg6 Qb4! una verdadera pelea callejera.


Juegan las blancas

23. Na4!! increíble jugada de las blancas. Defiende b2 y quiere además, desviar a la dama negra. (23. Nd1?? Rxd1+ ganando) 23... h4? (23... Qxa4 24. Qxh5 Kf8 25. Qf3+ Rf4 26. Qxb7 Nb6 27. Kb1 Rc8 con ligera ventaja blanca) 24. Rg4 Rad8 25. Rxd4 Rxd4 26. Bf7+ Kf8 27. Qf5?? una jugada que pierde, aunque en ese momento parecía tremendamente difícil de refutar 27. ... Ke7?? (27... Nd6! 28. e7+ Kxe7 29. Qe6+ Kf8 30. Nc3 Nxf7 31. Qc8+ Nd8 32. Qxc7 Qc4 ganando) 28. Qg6 Nd6 29. a3?? agresiva, pero perdedora. 29. ... Qd2+?? (29... Qxa4 30. Qxg7 Qc6+ 31. Kb1 Qxh1+ 32. Ka2 Qd5+ 33. Kb1 Rd1+ 34. Kc2 Qd3#) 30. Kb1 Nf5? 31. Qxf5 Rxa4 32. Qg6 Qe2 33. Rc1 c6? (33... Rc4! con posición sostenible) 34. Qxg7 Qd3+ 35. Rc2 Qd1+ 36. Ka2 Rxa3+ 37. Kxa3 Qd3+ 38. Rc3?? en apuro de tiempo Casillas se equivoca. Increíble, ganaba 38. b3!. Ahora las tablas por perpeturo salvan a las negras. 38. ... Qa6+ 39. Kb3 Qb5+ 40. Ka2 Qa4+ 41. Ra3 Qc4+ 42. Kb1 Qe4+ 43. Kc1 Qe1+ 44. Kc2 Qxf2+ 45. Kd3 Qf3+ 46. Kd2 Qf2+ y tablas milagrosas... 1/2-1/2

Pero este no es el final de la historia. Tuve que enfrentarme en el Campeonato Cerrado Mercenarios, meses después, frente al fuerte jugador danés, Jesper Noorgard, quien sin duda tiene un nivel superior a la mayoría de los jugadores del club.  No me cabe duda que Jesper revisó las partidas anteriores y entramos entonces en el siguiente duelo:

Blancas: Jesper Noorgard
Negras: Manuel López
Campeonato Cerrado Mercenarios 1995

1. e4 d5 2. exd5 Nf6 3. d4 Nxd5 4. c4 Nb6 5. Nf3 g6 6. h3 Bg7 7. Nc3 O-O 8. Be3 Nc6 9. Qd2 e5 10. d5 Ne7 11. g4 f5 12. O-O-O fxg4 13. Ng5 Nf5 (ya vimos que 13... g3 es mejor.) 14. hxg4 Nxe3 15. Qxe3 Rf4 Hasta aquí igual que en mi encuentro con Jesús Casillas del IV FIDE Mercenarios. 16. Nce4 Bxg4 17. f3 Bf5 Jesús sugiere ir con el alfil a h5, pero Komodo piensa que la jugada de la partida es mejor. 18. Rxh7 


Juegan las negras

18. ... Bf6? (18... Qe7 parece mejor. 19. c5 Bxe4 20. Rxg7+ Qxg7 21. fxe4 Qf6 22. cxb6 Rxf1 y el negro tiene algunas chances de salvar la partida.) 19. Ne6! la posición es ya ganadora 19. ... Bxe4 (19... Bxe6 20. dxe6 Qf8 21. Nxf6+ Qxf6 22. Rxc7 Qxe6 23. Bd3 Rc8 24. Rxc8+ Nxc8 25. Bxg6 Qxg6 26. Rg1 ganando) 20. Nxd8 Bxf3 21. Ne6 Nxc4 22. Bxc4 Rxc4+ 23. Kd2 Kxh7 24. Qxf3 Bh4 25. Qf7+ 1-0

Tuesday, January 23, 2018

El ajedrez es un juego maldito

El título de esta entrada del blog solamente pretende mostrar lo difícil que puede ser el ajedrez y además, el hecho de que aún así, intentemos jugarlo mejor. Por razones que no vienen mucho al caso, hallé unas notas de una partida que jugué contra Roberto González, un fuerte jugador local. La partida se jugó en un torneo que se denominaba "Lone Pine Mercenarios" y es del año 1998, es decir, tiene la friolera de 20 años apenas. La narración del encuentro pretende poner en contexto el momento en el que se jugó esta partida.

Blancas: Gonzalez, Roberto
Negras: López, Manuel


Una partida de altibajos... La última ronda del "Lone Pine Mercenarios" me enfrentó al siempre difícil Roberto González. De hecho, estaba obligado a ganar por varios motivos: i. Pla y Martín del Campo llevaban medio punto arriba. Si ellos empataban y yo me hacía del tiunfo,  podía empatar el primer lugar (aunque el desempate me parecía que sería desfavorable para mi causa); ii. Jesús Casillas estaba en las mismas condiciones y enfrentaba al sorprendente Javier Anaya; iii. Era mi tercer encuentro con Roberto y no había podido ganarle aún. Así las cosas, empezó la partida: 1. e4 e5 2. Nf3 Roberto aquí pensó 5 minutos. Seguramente esperaba que hubiese jugado escandinava. 2. ...  Nc6 3. Bc4 Nf6 4. d3 Bc5 5. Bg5 d6 6. c3 h6 7. Bh4!? Una lamentable jugada. Era imprescindible cambiar el alfil de g5. Ahora este alfil quedará como muerto en vida por muy buen rato. Vale la pena ver una de las partidas más famosas: Winter-Capablanca, en donde el genio cubano hace la misma maniobra que yo ejecutaré, para encerrar el alfil en g3 sin perspectivas de sacarlo fácilmente. Desde luego que yo conocía dicha partida y sabía cómo continuar




González, Roberto - López, Manuel
Lone Pine Mercenarios 1998
Juegan las negras

7. ... g5! 8. Bg3 Bg4 9. b4?! las blancas deciden empezar las hostilidades en el flanco dama. 9. ... Bb6 10. a4 a5?! el MI Kenneth Frey me dijo que en este tipo de situaciones él está convencido que hay que jugar a6. Parece más flexible, sin duda. 11. b5 Ne7 12. h4?! no me gustó. Me parecía preferible primero Db3. 12. ...  gxh4 13. Bxh4 Ng6 14. Qb3 Qe7 15. Nbd2 Las blancas han maniobrado de tal manera que parece que han resuelto sus problemas principales. Se ha quitado la molesta clavada del caballo de f3. Lo único que le resta por hacer es quitar al rey del centro. 15. ... Nxh4 16. Rxh4 O-O-O!? Una idea interesante. Se sacrifica un peón pero activa las piezas del negro. 17. Bxf7 


González, Roberto - López, Manuel
Lone Pine Mercenarios 1998
Juegan las negras

17. ... d5! Lo que sigue es obligado. Las negras inician una combinación a partir de dos factores: i. el rey blanco en el centro y ii. la actividad de sus piezas menores.18. Bxd5 (única) 18. ... Rxd5!  19. exd5 e4! $1 20. d6 Las blancas no se amilanan. Buscan contrajuego y quitar a la dama de la columna e. 20. ... cxd6 21. Qc4+ Kb8 22. dxe4 d5! Mala suerte para las blancas. Cuando parecía que estaba retomando el control, las negras reinician el ataque. 23. Qe2 dxe4 24. Rxg4? las blancas sucumben ante la presión ejercida por el negro. Komodo 10 da Cc4 como mejor posibilidad. 24. ... Nxg4 25. Qxe4? Qxe4+ 26. Nxe4 Re8 y ahora las blancas perderán pieza. 27. O-O-O Rxe4 28. Nd4 Bxd4 29. cxd4 Nxf2 30. Rd2 Ng4 31. Kc2 Kc7 32. Kd3 Re3+ 33. Kc4 Ra3? y después de haber jugado una buena partida, empiezo a aflojar. La jugada correcta era Rd6! 34. Kd5 Kd7 35. Kc5 Ne3 evita Rb6 por el jaque doble del caballo. 36. Rf2 Rxa4 37. b6!? buscando la línea de mayor resistencia. (37. Kb6 Nc4+ 38. Kxb7 Rb4 39. Rf7+ Kd6 40. Rf6+ Kd5 41. Rxh6 Rxb5+ ganando.) 37... Rc4+ 38. Kb5 Rxd4 39. Rf7+ Kc8 40. Rc7+ Kb8 $2 41. Re7 Rb4+ 42. Kxa5 Rxb6! 43. Rxe3 Rg6 44. g3 El análisis hecho por los MI Aldrete, Russek y Frey, y el MF Acevedo indicaban que esto ya no se podía ganar. Sin embargo, siempre el bando que se defiende tiene dificultades prácticas. 44. ... Kc7 45. Kb5 Rg5+ 46. Kb4 h5 47. Re7+ Kc8 48. Rh7 Kb8 49. Rh6 Ka7 50. Rh7 Ka6 51. Rh6+ b6 el plan del negro es sencillo. Hay que adelantar poco a poco el peón de la columna b. Mi impresión que en la práctica este final no es fácil de jugar para las blancas. 52. Rh8? esto pierde fácilmente 52. ... Rg4+ 53. Kb3 Rxg3+ 54. Kb4 Rg4+ 55. Kb3 h4 56. Rh5 b5 57. Rh8 Ka5 58. Ra8+ Kb6 59. Rh8 Kc5 60. Rh5+ Kc6 61. Rh6+ Kd5 62. Rh5+ Ke4! 63. Rxb5 h3 64. Rh5 Rg3+ 65. Kc4 Kf3 66. Kd3 Kg2+? (Desde luego ganaba 66... Kg4+, que gana la torre y se puede rendir ya el blanco.) 67. Ke2 h2 68. Rf5 h1=Q 69. Rf2+ Kh3 y las blancas abandonaron 0-1

Thursday, January 18, 2018

Reflexiones sobre las elecciones presidenciales que vienen



Hoy, como cada seis años, este país hace futurismo político con los candidatos que ahora sí nos llevarán al primer mundo, al camino de la prosperidad, al sendero de ya no más gasolinazos, de un sueldo respetable y de una vida feliz. Por supuesto que esto no pasará porque México es inviable, porque es un país que no puede funcionar con la estructura que privilegia al poder y en donde todos, estamos para que ellos se hagan más ricos siempre.

Cuando salieron los tres candidatos importantes: López Obrador, Anaya y Meade, ya podemos decir que uno de ellos será el ganador. Los independientes no llegarán a nada y de eso no creo que se tenga la menor duda de ello. Sin embargo, al reflexionar sobre quién pudiese salir victorioso, he pensado que Meade sería el más lógico vencedor si el PRI enfila todos sus trucos (y muchos más recursos), como hizo con Peña Nieto, que al contar los votos, había ganado, si no mal recuerdo, por más de tres millones de votos. Vamos, con esa diferencia de votos, ni AMLO ni ningún otro, pudo poner en duda que Peña ganó. Y sí, la oposición mostró las tarjetas Soriana que les dieron a los votantes, al sinfín de trampas y chanchullos y además, sin importar si se pasaron del presupuesto asignado, el triunfo se logró "haiga como haiga sido", parodiando al expresidente Calderón.

Pero en las últimas semanas he visto que la "mafia del poder", como le gusta decir a AMLO, está haciendo declaraciones que hablan de una preocupación por la candidatura del tabasqueño que, sea dicho de paso, va en el primer lugar en las encuestas (y sí, antes estuvo en el primer lugar de las encuestas y no ganó). Por ejemplo, sale el nefasto personaje, Lozano, a decir que hay nexos ente AMLO y los rusos. Como si se tratara de los comicios estadounidenses donde se ha destapado una posible intromisión rusa en las elecciones presidenciales de ese país. Otro, el presidente del PRI, Enrique Ochoa, pero para más señas, la copia fiel de Clavillazo, ha dicho que si gana López (jamás le dice López Obrador), habrá devaluaciones, falta de empleo y no se cuantas calamidades. ¿Y por qué salen con estas declaraciones los priístas? ¿es que acaso creen que puede fallar su multivariada estrategia tramposa para ganar con votos de hasta personas muertas?

López Obrador no es el santo de mi devoción, pero creo que en los 12 años o más que ha estado en campaña, se ha convertido en un icono más que en un candidato y la cúpula del poder parece que sí está preocupada.

¿Quién ganará? Sigo pensando que el PRI se las ingeniará para hacer que Meade gane. Lo que está claro es que si gana el Peje, tampoco cambiará mucho el rumbo de este país.

Monday, January 15, 2018

Otro recurso para medir el avance en ajedrez



Jugar mejor al ajedrez no es cosa de un par de mes. Hay que estudiar mucho, jugar torneos, ver partidas del momento, analizar finales, revisar aperturas, etcétera. Hay mucho trabajo por hacer y si éste se hace con dedicación, sin duda se mejorará. El problema es que en ocasiones no es tan fácil medir esto. Una idea que puse en práctica desde hace muchos años y que hasta ahora me di cuenta de su posible valor didáctico, fue el llevar un cuaderno en donde hay que anotar las partidas que se juegan, con los comentarios correspondientes. Mejor aún si se hace est trabajo recién jugada la partida, porque así tenemos frescas las ideas que se nos ocurrieron en ese momento. Vale la pena destacar que no debe usarse la computadora a menos que se quiera verificar las variantes que uno analizó. Sin embargo, la idea es plasmar las ideas que cada uno tuvo en el momento de la partida, porque es donde se puede observar el estado actual de las cosas en términos ajedrecísticos.

Como ejemplo, veamos la posición que jugué contra Ricardo Freixanet (aproximadamente de Elo 2100), en julio o agosto de 1985. Encontré unas notas sobre la posición a la que llegué. He aquí el momento clave. La partida completa no la tengo, pero he de buscarla y en ese caso, la pondré más adelante. El asunto es que llegué a la siguiente posición en donde juegan las negras:

Blancas: Manuel López
Negras: R. Freixanet



López, M. - Frexianet, R
1985
Juegan las negras

1... Nxc4 que parece una amenaza difícil de refutar. Se ataca a la dama blanca en e3, se amenaza maten en g3 e incluso el caballo de d5. Aquí respondí: 2. Nf6+! Kh8! (2... gxf6? 3. Bxc4+ Kh8 4. Kxg4 ganando) 3. Nxe4! Rg3+ 4. Kh2 (4. Nxg3 Nxe3 y las negras ganan). 4. ... Rg2+? 5. Kh1 Nxe3 6. Nxd6 cxd6 7. Nd4! Be7 (Mejor 7. ... Kg8. Se amenazaba mate en f8) 8. Rf3 Rg4 9. Rxe3 Rxh4+ 10. Kg2 Bxg5 11. Nf3 Bxe3 12. Nxh4 Bd4 13. Rd1 Bxb2 las blancas se han quedado con una pieza de más. 14. Bc4?? (ganaba de inmediato 14. Ng6+! hxg6 15. Rh1+ Kg8 16. Bc4+ Kf8 17. Rh8+ Ke7 18. Rxa8) 14... b5?? 15. Bb3?? (Más fácil se ganaba ahora con 15. Ng6+ hxg6 16. Rh1#) 15... g6 16. Rxd6 b4 17. Rd7 b5 18. Nf3 Re8 19. Ng5 Bg7 20. Nf7+ Kg8 21. Nd6+ y las negras abandonaron 1-0.

La moraleja del cuento es simple: a pesar de que ya en ese entonces estaba jugando un nivel interesante (unos 2150 por lo menos en ese momento), no vi las dos simples combinaciones que en un caso daba mate y en el otro ganaba la torre. Peor aún, después de 3. ... Rg3+ 4. Kh2 Qe6! y ganan las negras, por ejemplo: 4... Qe6! 5. Ng1 Rg2+ 6. Kh1 Nxe3 7. Rf8+ Qg8 8. Rxg8+ Kxg8 9. a3 c6. En resumen, una combinación fallida, complicada en cierto sentido sí, pero que habla de que mi nivel de cálculo táctico era bastante lamentable.

Lo importante aquí no es desgarrarse las vestiduras, sino entender lo que pasó y sacar las conclusiones adecuadas, por ejemplo: comenzar a estudiar más táctica, hacer más ejercicios, porque con este nivel de cáluclo defectuoso no se va a ninguna parte.

Si no hubiese anotado esta partida en su momento, probablemente no tendría registro de lo mal que calculaba en ese momento. Por ello, parece buena idea tener una libreta, una bitácora, en donde se vayan consignando las partidas, buenas y malas, con los avances correspondientes.

Wednesday, January 03, 2018

Cuando la riqueza es vergonzosa


Dice el escritor español Noel Clarasó (1899-1985): "Algo habrá de malo en la riqueza cuando a todo el mundo le da vergüenza confesar que la tiene". Y me parece que este tema toca a la política mexicana, en donde todo aquel que se dedique a la misma, termina con mucho dinero y en ocasiones acusado de enriquecimiento ilícito (antes se decía "enriquecimiento inexplicable", pero claramente es explicable en cuanto que puede decirse que se hizo millonario de forma ilegal).

Y ahora le tocó a Miguel Angel Yunes, quien es el gobernador de Veracruz, y que en una reunión parecía tener en su muñeca un reloj Richard Mille, que cuesta la friolera de 6 millones de pesos (unos 280 mil euros, aproximadamente). En el video que puede verse más abajo



se ve a Yunes con un reloj el cual, ciertos internautas dijeron que se trataba de una pieza de seis millones de pesos y de la marca Richard Mille. El Universal publicó eso. En el video puede verse que eventualmente el gobernador se quita el reloj debajo de la mesa y se lo guarda en el bolsillo izquierdo del chaleco. Es decir, no se lo quitó frente a todos, sino que lo hizo de manera muy poco notable bajo la mesa.



Yunes aclaró en conferencia de prensa que es falso lo que dijo el Universal. Y dijo que demandaría por daño moral al periódico. Pero lamentablemente el gobernador de Veracruz miente cuando indica que se quitó el reloj a la vista de todos. Eso no es cierto como lo puede constatar todo aquel que vea el video. Más aún, a mí me llama la atención que el Sr. Yunes no tenga los pantalones para decir que el reloj que se compró le costó 200 mil pesos y que en su lugar, quizás para no escandalizar con esa cifra, diga que costó 30 veces menos que lo que dijo el Universal. Y es que con las cifras podemos decir las verdades a medias que se nos antojen. Para ejemplo basta aquel que dice que algo cuesta 99.95 pesos, lo cual es una cifra que es prácticamente 100 pesos, pero que esos cinco centavos de diferencia para llegar a la centena tienen ese efecto psicológico de que estamos comprando algo menor a 100 pesos, aunque en el fondo, cuando lo adquirimos, vemos que nos regresan 5 centavos y entonces entendemos el truco.

El problema, más allá si el cretino de Yunes se compró o no un reloj de semejante precio, habla del considerable hartazgo de la sociedad mexicana ante los excesos y abusos de la clase política de este país. La gente está harta de los aumentos a las gasolinas, a la tortilla, al transporte, a la canasta básica, etcétera, mientras que unos pocos, la clase política de este bananero país, se da sueldazos en las cámaras de diputados y senadores, o viven en "casas blancas" que simplemente mantenerlas significa el equivalente al salario mínimo de cientos de personas, por decir lo menos.

Todos los excesos terminan siendo absurdos. Este país está agarrado de unos pocos alfileres que supuestamente nos hacen creer que hay instituciones y que los "bad hombres" como diría Trump, tendrán su castigo. Pero la realidad choca contra estos cuentos gubernamentales. Y si no me creen, observen la cantidad de gobernadores que se robaron cuanto pudieron y que están prófugos. Eso habla que hay algo podrido y no en Dinamarca, sino en nuestro país tricolor.