Tuesday, June 25, 2019

Twitter, una escort que le gusta el ajedrez y un usuario de una moral victoriana



Hace apenas un par de días, una nueva suscriptora del canal de ajedrez (manuel morsa en YouTube), puso el siguiente mensaje en Twitter:



La chica, que se pone como nick "Dayana Sexy" es una escort y que, aparentemente le gusta el ajedrez y que ha visto alguno de los videos que hemos hecho. De hecho, dice que en un mini homenaje pone 5... 4... 3... 2 ... 1... ¡Caramelos y bolitas!

Me cayó bien la puntada y la seguí. Pero he aquí que aparece en mi línea del tiempo el siguiente mensaje:


@japonton @jmatuk  Me despierto y cacho a @morsa  dandole like (a su edad) a este tipo de publicaciones.
#DatosCuriosos 
#morsa
#edadmedia

Primero, me llama la atención que copie el mensaje a Javier Matuk y a José Antonio Pontón aunque claro, no lo copia a Dayana Sexy. Después me llama la atención más aún el hecho que dice: "me despierto y cacho a @morsa dándole like (a su edad) a este tipo de publicaciones". Es decir, a quien escribió este mensaje "me cachó", como si estuviese haciendo algo ilegal o inmoral, el seguir a esta chica. Y todo porque en su lamentable moral, ella es una escort y yo cómo, ¿a mi edad? le daba like a esta publicación.

Le contesté con un "Revisa tus fobias y prejuicios. No estaría mal. No viste lo que puso cuando la seguí? Como es una escort no le puede gustar el ajedrez? Crees que quiero con ella? Yo diría que revises esas fobias. De verdad".

Pero el moralino me contestó entonces, con copia a @jmatuk y a @japonton "¿Donde dice que le gusta el #Ajedrez?" y agrega: "No pensé que usted, todavía tuvieron segundo aire. Cada quien le puede dar like a lo que quiera, sólo se me hizo curioso." Pone incluso la foto de perfil de Dayana Sexy, en donde la chica pone sus datos y su teléfono de contacto.

Es decir que paras este señor ya estoy muy mayor para pretender tener una relación sexual con una joven mujer como Dayana Sexy, lo cual en el fondo es un insulto pero bueno, no me importa.

Le expliqué que Dayana Sexy me había puesto el siguiente mensaje público:


Lo cual hacía ver que le gustaba el ajedrez.

Ya por canal privado me dijo, cuando le mostré la imagen en donde indicaba que veía mis videos Dayana, lo siguiente: "Así cómo lo veo, usted siguió a la chica antes de que le confesará que jugaba ajedrez. esa parte se puede ver por la hora de los tweets. Reitero no lo estoy juzgando, porque cada quien puede hacer lo que se le antoje, simplemente se me hizo curioso que un tipo tan respetable y tan serio como usted, le hubiera dado like a una publicación así".

¿Una publicación así? ¿Cómo? Pero no contento con su penosa moralidad del siglo 19, me puso: "tampoco sabemos realmente si lo que le dijo es cierto o no. Y esto se puede ver en cualquier persona de la profesión que sea, pero recordemos que la gente qué realmente trabaja de ese oficio y no quiero encasillar a todas las personas que lo ejercen, pero muy pocas veces tienen credibilidad en lo que dicen y se lo digo porque al restaurante de un amigo dónde voy a cenar muchas veces cómo está cerca de Tlalpan van varias personas de este tipo y de verdad, con todo el respeto que se merece el gremio, porque lo he vivido y visto en carne propia, es muy difícil que se les crea algo a la gente del mismo gremio. Pero repito dejémoslo hasta ahí fue algo que para mí fue dato curioso y hasta ahí".

Pues no, no es ningún dato curioso. Todo el episodio habla de la moral victoriana de alguien que cree que una escort no es más que un objeto y que no puede ser tratada como una mujer por el hecho que se dedique a este oficio.

Terminé diciéndole que en mi opinión lo que me había dicho era un insulto, pero a quien le debía una disculpa era a Dayana. Ya no me contestó.

Ps. Borré el nombre del interlocutor, aunque merecería balconearlo por su actitud.

Saturday, June 22, 2019

Forward Chess: libros electrónicos de ajedrez


Hace muchos años pensé que sería genial tener libros electrónicos, por ejemplo, en formato PDF, de ajedrez y que tuviese la posibilidad de mover las piezas en los diagramas del libro electrónico. Sé que PDF tiene algunas opciones para incrustar videos, por ejemplo, pero no parece tener una manera simple de poner, digamos, una pequeña aplicación incrustada donde se muevan las piezas en un pequeño tablerito electrónico y así no tener que usar un tablero real.

Hoy el cómputo moderno nos ha traído muchas ventajas sobre cómo estudiábamos ajedrez antes y ahora se pueden crear archivos GIF animados con partidas completas, o bien, sistemas para reproducir partidas fácilmente usando la computadora. Pues bien, he hallado una aplicación llamada ForwardChess, que permite leer libros de ajedrez de manera electrónica como lo había imaginado hace años.

Forward Chess es una empresa editorial electrónica rusa, dedicada al ajedrez y su tarea es convertir los libros de ajedrez en un formato que pueda ser leído por su software. Este programa permite leer el texto de un libro de ajedrez, pero en el momento de aparecer una partida, se puede poner en un tablero electrónico e ir moviendo las piezas que aparecen en las jugadas impresas en el texto. Vamos, es parecido a lo que se hace con una base de partidas en Chessbase, pero esta vez con un formato mucho más parecido al de un libro.

Aparte de esto, que en mi opinión ya sería suficiente, Forward Chess implementó la posibilidad de poner un motor de ajedrez, en este caso Stockfish (pues es de código abierto), y puede entonces el lector llamarlo para revisar las valoraciones del autor del libro contra lo que muestra el módulo ajedrecístico. De esta forma, podemos contrastar las opiniones sobre las posiciones e incluso esto nos permite valorar lo que opina el o los autores de los libros contra lo que el poderoso ajedrecista de ceros y unos nos dice.

Forward Chess es un sistema que sin duda es estupendo, pero lo es más aún cuando vemos que ya muchas editoriales tienen sus libros en este formato. Así, están editoriales como Everyday Chess o New in Chess, por ejemplo. También tienen editoriales independientes y en español. Forward Chess tiene hoy en día un catálogo de unas 300 obras, más las que se acumulen día con día. Hay que decir, además, que los libros que tienen en su tienda son modernos, actuales, recién salidos del horno, para decirlo coloquialmente.

Una ventaja extra es que la aplicación se puede correr en Windows, Mac OS X, iOS y Android. Cuando uno adquiere un libro en este formato, se descarga y se tiene acceso al mismo, pero si por ejemplo, se cambia de computadora o teléfono, no hay problema: los libros adquiridos se guardan en la nube, por lo que nunca se pierden. La realidad es que la idea ha sido pensada y puesta en ejecución de manera muy eficiente y el resultado es una herramienta muy interesante para aquel que quiera jugar al ajedrez y quiera estudiarlo, ya sea incluso competitivamente.

Un dato más, los amigos de Forward Chess me han ofrecido una oferta: se puede adquirir uno de sus libros,  que está disponible con un 95% de descuento, sólo 0.6 dólares, unos 11 pesos, es "The King Is a Powerful Piece" de Tigran Gyozalyan, 280 páginas. Está en inglés. El cupón para hacer efectivo el descuento es "MORSA2019" y será válido hasta finales de agosto del 2019. Quien quiera comprar el libro tiene que darse de alta con sus datos en la página de Forward Chess (como lo hacen en Amazon o cualquier otro sitio). Pienso que es una oferta generosa porque se ve muy interesante el libro y a 11 pesos es una ganga.

Friday, June 07, 2019

Cuando la policía sí funciona



Lo que voy a narrar me pasó hoy. El asunto va así: hay a unos pasos de la casa de mi madre un nuevo edificio que tiene roof garden, salones de usos múltiples y quizás hasta alberca. Este edificio es nuevo y no se ve que mucha gente ya viva en el mismo. Sin embargo, en la entrada del edificio hay un vigilante (privado), que porta una ametralladora, un arma larga, como le dicen los policías.

Recuerdo que cuando estuve en el Reino Unido estudiando, un compañero inglés me dijo -a mi pregunta de por qué los policías londinenses no tienen armas- que a él le daría miedo que las tuviesen. Cabe sin embargo aclarar que los policías británicos son unos tipos corpulentos que llevan su bastón y un casco que si te pegan con esto último, seguro te mandan al piso, para empezar. Y regresando al tema de esta entrada, a mí francamente me da temor ver que un fulano esté con un arma larga en la entrada de un edificio en donde, supuestamente, viven o vivirán familias.

Así pues, hablé el 911 y reporté el incidente indicando que esto no podía ser. Me atendieron expeditamente y me dijeron que ya iban a la dirección que les había dado. Yo iba caminando y llegué a la esquina en donde quedé de ver a la policía, a unos 20 metros del edificio en cuestión. Dos minutos después aparecieron dos patrullas, dos motocicletas, unos 20 uniformados, que se bajaron a investigar. Yo me acerqué y les dije que yo había hecho el reporte. Deben haber estado unos 20 minutos y se supone que la empresa de seguridad les iba a mandar confirmación de que tenían permiso para que esa persona tuviese una arma larga en sus acciones de vigilancia. No me quedé a ver esto último pero más allá de eso debo reconocer, y se lo dije al oficial en turno, que la respuesta de la policía fue inmediata y hasta contundente, por decirlo de alguna manera. De pronto ya había una decena de uniformados hablando con los responsables de la administración de ese edificio.

El oficial a cargo incluso me dio el teléfono del "cuadrante 10", que es la zona que le toca vigilar, para que no tuviese que pasar por el 911 y su catálogo de preguntas. Me informó incluso que esos teléfonos se los habían dado en la nueva administración para ser más simple el apoyo al ciudadano.

Cabe decir que en mi opinión, el tener vigilantes con armas largas es un exceso porque es un edificio de departamentos. No es un edificio público e incluso podría apostar que los bancos no tienen -al menos a la vista- vigilantes portando armas largas. Ahora que de nuevo a casa de mi madre, veré si el vigilante sigue ahí, con su arma larga bajo el brazo.Vamos a ver si cambió algo.

Wednesday, June 05, 2019

Hoy mi papá cumple 13 años de haber fallecido


Hoy 5 de junio se cumplen 13 años de la muerte de mi papá. Es como si fuese ayer. Me acuerdo y me duele, como si la herida se volviese a abrir inesperadamente. Es algo que así siempre parece que estará. Pero me conformo. El otro día, en una exposición de pintura alguien me dijo que cada vez me parecía más a mi papá... Y bueno, pensé para mis adentros que es como tenerlo presente siempre, ¿no?

Sigo sin entender muy bien eso de que ya no está, ya no es, pero la vida sigue. Un beso a mi papá, que está finalmente vivo en sus enseñanzas. Y si soy como soy, mucho es por la educación de él (y de mi mamá).



No digo más, quería recordarlo. Un beso a mi papá donde quiera que esté.