Friday, September 19, 2014

Un encuentro decepcionante


Uno crece admirando muchas veces a los autores que uno lee en los libros. Pienso en Julio  Verne, que describía en sus libros maravillosas aventuras, por ejemplo, "Un Capitán de quince años", novela que me atrapó y que literalmente devoré. ¿Cómo sería Julio Verne en persona? ¿Sería un personaje para escucharlo por horas? ¿Sería tan fascinante su conversación como sus libros? dificil saberlo porque Verne murió en 1905.

Con el tiempo, mis autores más conocidos, especie de amigos cotidianos, fueron aquellos que escribían libros de física o de computación. Por ejemplo, el libro de cabecera de todo físico pudo haber sido el Resnick/Holliday o los tomos de Feynmann. Creo que Resnick murió relativamente hace poco y Feynmann hace más tiempo, pero de alguna manera son como esos maestros que uno no olvida. Resnick y Feynmann me marcaron, eso me queda claro.

En computación leí muchas obras y no recuerdo a muchos autores, porque en muchos casos los libros de programación son como referencia y no de texto, es decir, sólo abrimos estos libros cuando buscamos una información muy particular. Pero aún así hay quienes recuerdo como "amigos", por ejemplo, Marco Cantú, con su extraordinario trabajo para enseñar las virtudes de Delphi. Otro fue Lance Leventhal y de él quiero hablar.

En la Conferencia UpLinq de Qualcomm, había un señor que llevaba bastón, con sobrepeso, que me llamó la atención. Eventualmente lo encontré en el mismo elevador. Vi su "badge", es decir gafete, y me di cuenta que es este señor Leventhal, que me enseñó a programar el procesador 6502 y el 6800. Me alegré y le pregunté si él era el escritor de esos libros. Me dijo que sí pero no inició ninguna conversación. Se abrieron las puertas del elevador y le comenté que había leído sus libros, pero literalmente escapó de mi vista. No pude ni pedirle una foto con él.

Me decepcionó y entendí que no quería ser importunado, pero bueno, así las cosas.

7 comments:

Víctor Martínez said...

Bueno a lo mejor si le hubieras sacado platica cuando salio el libro y no ahora, tendría mucho que decir, es bien probable que no este interesado en motorola y mucho menos en el 6502... o de plano estaba cansado, yo también he conocido a personas a quienes tenia (tengo) por muy interesantes en contextos que no se prestan para charlar y mucho menos para la foto y estando en una situación similar, comprendo perfectamente el no querer detenerse a platicar cuando se tiene prisa, esta uno cansado, ya ha sido interpelado sobre el tema hasta agotarlo, con todo como buen no rockstar que no me sucede seguido hice lo mejor por no decepcionar y en la foto muestro mi mejor sonrisa de ya me quiero ir.

Víctor Martínez said...

Bueno a lo mejor si le hubieras sacado platica cuando salio el libro y no ahora, tendría mucho que decir, es bien probable que no este interesado en motorola y mucho menos en el 6502... o de plano estaba cansado, yo también he conocido a personas a quienes tenia (tengo) por muy interesantes en contextos que no se prestan para charlar y mucho menos para la foto y estando en una situación similar, comprendo perfectamente el no querer detenerse a platicar cuando se tiene prisa, esta uno cansado, ya ha sido interpelado sobre el tema hasta agotarlo, con todo como buen no rockstar que no me sucede seguido hice lo mejor por no decepcionar y en la foto muestro mi mejor sonrisa de ya me quiero ir.

Víctor Martínez said...

Bueno a lo mejor si le hubieras sacado platica cuando salio el libro y no ahora, tendría mucho que decir, es bien probable que no este interesado en motorola y mucho menos en el 6502... o de plano estaba cansado, yo también he conocido a personas a quienes tenia (tengo) por muy interesantes en contextos que no se prestan para charlar y mucho menos para la foto y estando en una situación similar, comprendo perfectamente el no querer detenerse a platicar cuando se tiene prisa, esta uno cansado, ya ha sido interpelado sobre el tema hasta agotarlo, con todo como buen no rockstar que no me sucede seguido hice lo mejor por no decepcionar y en la foto muestro mi mejor sonrisa de ya me quiero ir.

Víctor Martínez said...

Bueno a lo mejor si le hubieras sacado platica cuando salio el libro y no ahora, tendría mucho que decir, es bien probable que no este interesado en motorola y mucho menos en el 6502... o de plano estaba cansado, yo también he conocido a personas a quienes tenia (tengo) por muy interesantes en contextos que no se prestan para charlar y mucho menos para la foto y estando en una situación similar, comprendo perfectamente el no querer detenerse a platicar cuando se tiene prisa, esta uno cansado, ya ha sido interpelado sobre el tema hasta agotarlo, con todo como buen no rockstar que no me sucede seguido hice lo mejor por no decepcionar y en la foto muestro mi mejor sonrisa de ya me quiero ir.

Eduardo Rey said...

Suele pasar. A veces, por ejemplo, pienso que Twitter se inventó para saber lo que es sentirse ignorado por toda esa gente que uno admira -y no hablo de celebrities-.

Jechucho said...

No me lo vas a creer pero me paso lo mismo, en 1992 alguien que supo que estaba estudiando un curso de computación me regalo un ejemplar de la revista PC-Computing en esa revista apareció una columna (francamente no recuerdo el tema, creo que era sobre la posibilidad de escribir un programa que hiciera todas las combinaciones posibles de 11 sílabas desde a,a,a,a,a,a,a,a,a,a,a has zu,zu,zu,zu,zu,zu,zu, zu, zu,zu, zu, y los ordenara en grupos de tres cuartetas y dos tercetas y entonces tendríamos todos los sonetos del idioma español desde que se inicio el genero hasta el último que se escribirá cuando se acabe la humanidad) me encanto el estilo y modo de escribir del autor, y empece a buscar cuanto hubiera escrito este autor,encontré un libro de ajedrez y me gusto que mi otro vicio también fuera compartido por esta persona ta especial, ocasionalmente en algún periódico o una estación de radio lo escuchaba con verdadera fruición. Cerca del año 2002 cuando ya era bastante común el internet me encontré que tenia una pagina web donde fomentaba el copyleft, y le pedí por correo su programa para convertir fotos en texto, después no recuerdo la fecha pero en un torneo de ajedrez que se jugo en un hotel enfrente de la alameda lo encontré y pasamos un rato muy agradable charlando sobre la posibilidad de programar un generador de crucigramas todos los problemas potenciales por resolver que encarecerían en tiempo dicha programación, y me hice una mejor imagen de este escritor apasionado de la ciencia, el ajedrez y la cultura....
por ahí de 2010 en el segundo festival de ajedrez en la UNAM me lo volví a encontrar y me acerque para saludarle y ni siquiera me volteo a ver ¿adivinas quien Fue?

Morsa said...

Jechucho,

sobre el artículo que mencionas, es probable que haya sido otro autor, pero quiero entender que hablas de mí. Si no te saludé es porque no te vi. Normalmente, bueno, siempre, soy educado y cortés con todos los que se acercan a saludarme. Lamento que hayas sentido rechazo. No fue en todo caso mi intención. Va igual una disculpa.

saludos