Saturday, June 05, 2010

Hoy hace cuatro años murió mi papá

El tiempo pasa fugazmente, no me cabe duda. Me parece increíble que hoy se estén cumpliendo ya cuatro años de que mi papá nos dejó. Lo extraño, pero sé que de alguna manera está presente. Hoy, por ejemplo, está con nosotros Rafael Jiménez, guitarrista, alumno de mi padre. Vino a tocar en la sala Carlos Chávez de la UNAM, si no me equivoco. Rafael es uno de los mejores guitarristas que hay en el país y mi papá lo guió en sus estudios. De hecho, su habilidad interpretativa es notable. Pues bien, con Rafa aquí siento que mi papá también nos acompaña. Estabamos cenando y por momentos imagina a mi papá escuchándonos y departiendo con nosotros. Así que en alguna forma mi papá sigue aquí. Este asunto de la temporalidad me parece que en este caso sale sobrando.

4 comments:

mfjimeneztar said...

=) los padres NUNCA nos abandonan, y si no es que estén físicamente con nostros si nos dejan sus enseñanzas y los valores que nos inculcaron.

Un abrazo, y ánimo.

MFJM

JOSE said...

Estamos ante el misterio del tiempo, la memoria y la música que permanecen
Un abrazo, querido Morsa

Buscando respuestas said...

Estimado morsa. Acabamos de jugar una partida en icc, el domingo 6 de junio de 2010 y miré tu perfil para saber tu nombre, y me encontré este maravilloso blog. Mi papá hace solo unos meses que nos dejó. Así que me siento identificado contigo. Además soy maestro de música nacido en Granada y vivo en Córdoba (Andalucía, España). Saludos

Morsa said...

Hola, maestro,

gracias por tu comentario. Me da gusto saber que finalmente la gente de la música está en el ajedrez y en todas estas expresiones que subliman.
Un abrazo
Manuel