Friday, August 03, 2012

Para progresar verdaderamente en ajedrez


En todos estos años de ajedrez he llegado a algunas conclusiones que me dejan en claro algunas de las cosas que sin duda hay que hacer para mejorar en ajedrez. Una de ellas es ejercitarse en la táctica contínuamente. Hacer estos ejercicios de "juegan blancas y ganan", "juegan negras y empatan", etcétera. La razón es que en el entrenamiento cotidiano, el cerebro empieza a guardar la información de todos esos ejercicios que uno debe ir realizando y a la larga, quién sabe con qué mecanismo interno del cerebro, de pronto se convierten en parte de nuestro conocimiento, de nuestro acervo de posiciones ganadoras en ajedrez.

Hoy en día existen cientos de libros dedicados al tema de la táctica en ajedrez. Muchos autores los clasifican por diferentes temas: la clavada, el doble ataque, combinaciones para conseguir el empate, el jaque doble, el rey ahogado, etcétera. Al final de muchos de estos libros el o los autores ponen una especie de examen al alumno, en donde las posiciones no están clasificadas, con la intención de tratar de poner al ajedrecista en las condiciones más parecidas a la partida de torneo.

Quien hace estos ejercicios notará que, con el tiempo, su nivel de ajedrez sube. De pronto verá combinaciones que meses atrás le eran francamente imposibles de encontrar. La mejora sólo podrá llegar si el ajedrecista que busca mejorar trabaja cotidianamente en los ejercicios de táctica. No espere, sin embargo, que haya un cambio radical de ajedrez trabajando en este tema un par de meses nada más.

Pero ¿por qué esto funciona? Mi teoría es simple: Imaginen que  alguno de ustedes conoce a mucha gente y de pronto se presenta alguien. A usted le parece conocido. Sí, se parece a su amigo Pedro. Entonces le pregunta a quien se ha presentado su nombre y apellido. Ajá, se apellida igual que su amigo Pedro. Entonces le hace la pregunta obligada: "¿no tienes un hermano llamado Pedro?". Lo mismo pasa con las posiciones en ajedrez. Cada tema táctico, cada posición que uno analice y se ejercite, significa conocer a un amigo más, del cual ha tomado nota de sus características más importantes, así como nota las características que tienen sus diferentes amigos. Cuando en una partida de torneo llegue a una posición donde ciertas características le son familiares, probablemente pueda hallar una combinación oculta en el tablero y por ende, hacerse de un punto simplemente recordando cómo se ejecuta la combinación ganadora.

Evidentemente no todas las posiciones que estudie serán exactamente las mismas que encontrará cuando juegue en alguna competencia, pero si se da el caso en el que se encuentren los mismos elementos en su partida que hacen posible una combinación, es muy probable que usted encuentre las jugadas que le pueden dar el triunfo. Habrá que ver si algún detalle hace, por ejemplo, una combinación conocida irrealizable. Vamos, que en su partida tendrá un escenario como el que le planteaba sobre el hermano de Pedro, el cual se nos hace parecido en términos de cómo se ve o se comporta.

Una pregunta que surge es: ¿cómo le hace el cerebro para que -eventualmente- el estudio de tantas posiciones tácticas termine por clasificarlas y pueda usarlas? No lo sé. Internamente el mecanismo que use el cerebro puede ser muy misterioso, pero el hecho es que hace la tarea de alguna manera, lo cual es consecuencia de este estudio deliberado y contínuo por mejorar en la táctica ajedrecística.


He aquí una lista de libros de ajedrez de táctica. Algunos pueden conseguirse incluso en formato PDF de forma gratuita. Un interesante sitio con colección de libros es elajedrez.org, que vale la pena echarle un vistazo:

  1. 1001 Combinaciones y Sacrificios Brillantes; Fred Reinfeld; Ed. Bruguera
  2. 5334 Problems, Combinations, and Games: Laszlo Polgar, Bruce Pandolfini
  3. Chess Tactics for Advanced Players, Yuri Averbach.
  4. Winning Chess Tactics, Yaser Seirawan; Microsoft Press
  5. Combination Challenge, Hall y Hays (similar al de Reinfeld. Probablemente el 85% de los ejercicios hayan sido sacados del de Reinfeld)
  6. Understanding Chess Tactics, Martin Weteschnik
  7. The Ultimate Chess Puzzle Book, John Emms
  8. Forcing Chess Moves: The Key to Better Calculation , Charles Hertan
entre muchos otros...


Así pues, si quiere mejorar en este sentido tiene que disciplinarse y estudiar al menos unos diez ejercicios de táctica. Si hace esto diariamente (de 10 a 20 ejercicios por día al menos), notará cómo mejora su nivel ajedrecístico. No le apuesto nada por ello. Sé que esto pasa siempre.

7 comments:

Fabián García said...

Yo solamente tengo duda de la nomenclatura que utiliza en sus publicaciones para describir las jugadas. Donde encuentro esa, porque me quede en aquella que decía mover F2 a F4, por ejemplo.

luis said...

Tan cierto como la vida misma.Yo lo he notado trabajando semanalmente la táctica, aunque no diariamente como me gustaría. Siempre que leo alguno de sus artículos al respecto, me alegra bastante pues me sirve de motivación para dedicarme con más ahínco asunto.

Un saludo.

Morsa said...

busca "anotación algebraica ajedrez" en Google y listo.

Fabián García said...

Gracias :)

Juan Llaca said...

Un sitio que me parece muy interesante, para efecto, es http://gameknot.com/chess-puzzles.pl puedes inscribirte y te lleva el record pero igual de anónimo puedes resolver desde "mate en una" hasta "mate en nueve", por decir algo. No lo había enfocado como lo propones, mi estimado Manuel. Reciban un saludo cordial.

Juan Llaca said...

http://gameknot.com/chess-puzzles.pl

Algunos de estos puzzles te secan el cerebro. Me he topado con "mate en 9"... para mi humilde nivel están excelentes. Muy recomendable.

Saludos Manuel.

Ajedrez Utea said...

Solo la constancia y un poco del don del ajedrez.
www.ajedrezutea.com