Wednesday, January 13, 2010

Registro de teléfonos celulares

En este país, ya hace como un año, creo, la Cámara de Diputos, con la anuencia de la de Senadores, se decidió crear un registro de teléfonos móviles (celulares), con la intención de que cada número esté asociado a una persona y por ende, los fraudes, las estorsiones, los delitos de este orden, puedan ser fácilmente perseguibles. La realidad es que la ciudadanía ya duda de todos estos registros porque tenemos experiencias que dejan mucho que desear.

Un caso fue el de la credencial del IFE. Se supone que solamente se podría usar para cuestiones electorales y que su seguridad estaba más que probada. Pues bien, cuando mataron al candidato del PRI, Luis Donaldo Colosio, al día siguiente, salió publicada la credencial de elector del presunto asesino. ¿Pues no que esos datos eran sólo para usos electorales? Pero peor aún, tiempo después se supo que un vivales había vendido a una empresa norteamericana, la base de datos completa del IFE. Sí así como se oye.

Otro ejemplo está el caso del RENAVE, el registro nacional de automóviles, que le costaría a cada dueño de un automotor una cantidad que creo, no rebasaba los 100 pesos, pero que con ello se nos daría una credencial con chip con los datos de nuestro vehículo. Bonito negocio para el gobierno. Si consideramos que hay unos 3 millones de automóviles tan sólo en la ciudad de México, pues se hacía un lindo fondo de dinero con esto.

Desafortunadamente para los creadores de este pingüe negocio, el director del RENAVE era un argentino que en la época de la dictadura militar en ese país, se dedico a torturar a muchísima gente. Los medios lo desenmascararon y cuando el sujeto éste quería huír a su país, fue atrapado en el aeropuerto de Cancún, y más adelante, extraditado a España, con la intención de que pague por sus crímenes.

Con ese antecedente, el RENAVE se vino abajo. Ahora se supone que con el RENAUT (creo que así se llama), los usuarios de la telefonía celular (alrededor de 79 millones de teléfonos están activos), tendrían que dar sus datos a un registro que el gobierno supuestamente cuidará celosamente, y que solamente algunas agencias de gobierno podrían ver y tener acceso. Ante la sospecha de que todo esto jamás se cumple y que la privacidad de los usuarios de la telefonía celular está en jaque, la gente no tiene confianza y no se quiere inscribir a dicho registro.

En abril se termina el plazo y si no se da uno de alta, quien le da servicio de telefonía celular bien podría cancelárselo sin más. Suena extrema la medida, pero con esa amenaza ya 28 millones de personas se dieron de alta en ese registro.

Pero pensemos... ¿de verdad van a dejar a 50 millones de personas que no se han dado de alta en ese registro? ¿estarán dispuestas las empresas de telefonía celular cumplir con esa amenaza a quienes no se dieron de alta? Lo dudo. No suena lógico que las empresas de los servicios celulares decidan cortarle el servicio, y por ende el negocio, que eso significa. Por ello, ahora se habla de una prórroga de seis meses para que los usuarios tengan más tiempo para darse de alta.

Para José Luis Peralta Higuera, funcionario de la COFETEL, el bajo nivel no se puede atribuir a una deficiente campaña de difusión sobre el registro, sino que es común que cuando los plazos están por terminarse, los usuarios realizan los trámites que tienen pendientes, como sería en este caso.

Y este comentario es de llamar la atención. Por defender su chamba, este funcionario de la COFETEL prefiere encontrar esta ridícula razón a la realidad: el RENAUT es francamente de dudosa calidad, que incluso podría promover otro género de delitos a quienes usen las bases de datos de otra forma a la que fueron diseñadas.

A mí me parece que este registro no tendrá éxito. Asumamos que el Gobierno exige a las compañías celulares que no dé servicio a quienes no se hayan dado de alta. ¿Tiene derecho el Gobierno a exigir que estas empresas no den servicio con las consecuentes pérdidas económicas de esto? Lo dudo.

Así están las cosas. A ver qué pasa.

9 comments:

Maria said...

Tal vez pueden "forzar" de algun modo por la licencia o los permisos que la SCT da a las companias de celulares. Aunque lo dudo, con el poder de cabildeo que tienen las companias, es sumamente improbable.

Levhita said...

A mi me saca duda que cuando las personas se registran, si das datos falsos, tienen una base de datos donde confirman si ese CURP existe y etc.. lo que me hace pensar muuuy mal. y aun menos ganas me dan de registrarme.

Yo por eso, aunque me quede sin celular que al fin y al cabo el Google Nexus One lo quiero por el GPS, las aplicaciones y el Wifi :P.

Turin said...

Muy buena entrada sin duda, simplemente estoy de acuerdo, no creo que las empresas dejen todas esas ganancias. Un saludo.

Alex said...

Yo tampoco creo que este registro sea la solucion para evitar delitos. Solo se estará recabando una informacion que no sabemos sea vendida o explotada comercialmente o incluso robada para otros fines, en ese sentido se le estaria facilitando la chamba a los secuestradores y criminales.

Tambien existen otras lagunas como la corrupción de funcionarios involucrados, la complicidad de gerentes de las compañias de celulares y la inseguridad de la tecnologia que hace posible enviar SMSs pues es posible falsear los remitentes.

Ernesto said...

Van a dar una prorroga como en al tenencia, los prediales, los impuestos de Hacienda Pública y todo lo demás en México.

sen sei said...

Y a todo esto, ¿tu ya te registraste?
A mi me daria mucho coraje y algo de miedito de que usen la base de datos de este programa para otros fines, pues yo me tuve que dar de alta, dado que hace un mes me robaron mi celular, y no quise recuperar mi numero, me compre otro celular con otro numero y al querer usar por primera vez mi linea, ecucho una grabacion que dice "tu linea se encuentra bloqueada", al hablar al servicio al cliente, me dicen que es obligatirio registrarme y hasta que no registre mi linea no se activa.

Por cierto Levhita, si cotejan tus datos, pues intente hacer un registro con un curp falso y el sistema me respondio con un mensaje de error diciendo que el curp que proporcione no existia.
(di un curp falso no por que me dedique a extorsionar por telefono, sino por que ya habia oido que este programa hiba a fracasar.

Morsa said...

No, no lo he registrado.

saludos
Manuel

Antonio said...

Es francamente macabro este tipo de prácticas. Me pongo a pensar un poco, y sin ir más lejos, la gente que quedara registrada podría verse con la obligación de no sólo pagar impuestos por el servicio, sino además por la "tenencia" del celular.
Además, yo tengo celular "de renta". Entonces necesitan la dirección a la cual facturar, la tarjeta de crédito, RFC, etc. Los gandallas son los que usan un amigo kit desde la cárcel. Primero erradiquen ese problema, y luego experimentan con la población.,

Morsa said...

Antonio,

Lo peor es que los ciudadanos que cumplimos por la ley siempre somos el primer blanco de las regulaciones. Si aparece un terrorista en un avión, entonces se hacen revisiones más exhaustivas y hay que llegar incluso antes al aeropuerto. Ya se prohíbe llevar no sé cuántos materiales en las bolsas de mano. Todo esto debido a que un cretino se le ocurrió amenazar con una bomba dentro de una aeronave, por ejemplo.

En el caso de los celulares es lo mismo. Yo, que no le hago daño a nadie estoy ahora obligado a registrar mi número porque es claro que hay gente que hace mal uso de este servicio. Entonces, todos pagamos justos por pecadores.

Aún así, independientemente de esto, queda siempre la duda de quién y cómo va a usar nuestra información. Chale pues.

saludos
Manuel