Friday, June 10, 2011

La necesidad de identificarse con algún grupo


Es claro que el hombre busca siempre identificarse con otros. Eso nos da cierta seguridad de que no estamos solos en el mundo y que compartimos, con otros seres humanos, un mismo tipo de emociones y/o sensaciones. Los cineastas lo saben y muchas veces en las películas hay personajes para que el auditorio se identifique con alguno de los caracteres que aparecen en la pantalla. Lo mismo pasa con los equipos de futbol. Los aficionados al deporte de las patadas tienen sus ídolos, se visten como ellos y se afanan en imitarlos.

Pues bien, las empresas que venden bienes y servicios muchas veces buscan que quienes compran lo que hacen, se identifiquen con ellos, de tal manera que no te compres un coche, sino te compres un "pasat", por ejemplo, o bien, no te hagas de un teléfono celular, sino que te compres un iPhone o un Blackberry, por decir alguna marca conocida.

Las companías entonces hacen todo para que los usuarios de  la marca se identifiquen con ella y se conviertan finalmente en clientes fieles. Por ejemplo, quienes consumen productos de Apple notarán que cuando compran cualquier dispositivo de la manzana, aparte de los manuales, cargadores, instrucciones, cables, etc, vienen un par de calcomanías, para ser pegados donde mejor gusten y manden los usuarios. No es pues difícil ver que quienes tienen una Mac han decidido pegar la calcomanía en la parte trasera del coche. Con ello se sienten identificados con la empresa de Jobs y asumo, son más felices que otros, aunque esto último no lo sé.

Lo que me parece curioso, sin embargo, es algo que hacen por ejemplo, las empresas que desarrollan dispositivos móviles. Si un usuario de un teléfono particular manda un mensaje a Twitter, éste puede aparece al final con la leyenda: "enviado desde mi Blackberry Torch". Y lo mismo pasa con quien tiene iPhone o iPad. Si colocan un mensaje en Facebook no falta que salga la leyenda: "envíado desde mi iPad 2", etc.

Es decir, no basta pues hacerse de un costosísimo iPhone, un Blackberry o un iPad. No, además hay que restregarle a todo aquel que se deje que se tiene un dispositivo de esos, porque quiero suponer que quienes compran estos artilugios tan caros los tienen que convencer que son diferentes, de una minoría privilegiada, de aquellos que solamente pueden acceder a lo más fino.

Lo más extraño es que caemos en esto y nos creemos diferentes o especiales porque somos poseedores de un teléfono de marca X o Y. Para que vean el absurdo, permítanme el siguiente escenario: estoy hablando por teléfono para concertar una cita y digo: "De acuerdo, entonces mañana nos vemos a las 4 pm en tu oficina. Saldré en mi automóvil Lambourghini modelo 'diablo' con una hora de anticipación para estar a la hora que hemos quedado", o algo como esto, al contestar el teléfono estando acostado en cama aún: "¿bueno?... Sí, soy yo, desde la comodidad de mi colchón Sealy Posturopédico". En cualquiera de ambos ejemplos, sería calificado al menos como un pesado, como un mamón, o como un idiota.

Así pues, el problema es que le seguimos el juego a los fabricantes de ciertos bienes y nos manipulan con estas estupideces, en donde no importa que suba una foto a la red social o que ponga un mensaje con mi pensar en Twitter, sino lo que importa es si lo hago desde mi Motorun de Motorola, mi Blackberry o mi iPhone. Porque lo sabemos todos y lo ignoramos: todos estos objetos no hacen a las personas. La gente no vale por lo que tiene, sino por lo que es. Aunque en el mundo cotidiano nos la pasemos rechazando este argumento que sabemos no es incorrecto.

7 comments:

ANXE said...

Me parece muy interesante lo que mencionas. Me he vuelto un ferviente seguidor tuyo, de tus blogs y tus participaciones en la oveja electrica.
Espero que llegue el dia en que la humanidad logre entender sus instintos para asi evolucionar a algo de lo que nos podamos sentir orgullosos.
Por cierto,esto lo escribi desde mi samsung jejeje ;)

SUPEREDGAR said...

Triste pero cierto para mi todo esto a logrado ir mas alla de lo coherente ya no solo se divide a las personas por lo que tienen que de por si ya es una tontejada si no por lo que quieren tener. Las platicas ya son exageradamente frivolas. Parten normalmente de el ya viste el comercial, esta padre el que sacaron etc.
En cuanto a la parte de la explotacion de dicho sentimiento por parte de los productores siempre a estado ahi como olvidar las calcomanias que te dan las estaciones de radio, los platos que cambias por 3 fichas de coca etc tal vez seria aficion llevada a los limites gracias a que ahora ya no solo vez el comercial de tv si no el banner en internet el mail etc.
Ahora que prefiere las discusiones de APPLE es una maravilla por que vale 3mil pesos mas o la nota de ROCKEROS les pegan a EMOS por ser de un grupo distinto.

Por cierto me compre un ipod chiquito una maravilla y la estampilla la coloque donde mas coherencia le vi el refri.

Nad said...

Por nauseabundo que sea/parezca que alguna idea,ideología, producto, marca, etc. tengan un enfoque aspiracional, es casi garantía sine qua non de éxito. Así de primaria es la condición humana :s :s

:tadeo.X: said...

buen punto, pero esa necesidad ha evolucionado en "tribus" principalmente urbanas que muchas veces rayan en lo ridículo.

saludos
Tadeo
envíado desde mi computadora armada en Plaza de La Computación.
jaja

Juan Llaca said...

Acá donde vivo, el la costa del golfo de méxico, hay muchos Hummers que, aún siendo vehículos de todo propósito y todo terreno (origen militar: HMMV que suena como "jumbi" y son iniciales para Heavy multi purpose and multi terrain Vehicle)jamás salen del asfalto. Como!? no se me vaya a ensuciar el juguete de a millón!

y en efecto identifican a la élite de los que los pueden, por decir lo menos, financiar. Sin que sea una mordaz crítica o una manifestación de profunda envidia, pienso que en muchos casos uno de los multiples propósitos que los propietarios satisfacen es el símbolo. Confieso que si pudeira, me andaría paseando en un Bugatti Vyron pero mas por la ingeniería de los 1004 caballos de fuerza. en fin.

En el tema de los colofones de la mensajerìa de las blacberri y otros, llama la atención que se hace referencia explícita a la propiedad. esto es; no dice... desde una blackberry, dice desde MI blackberry ensalsando el sentido de propiedad.

No se si está bien o mal pero como que nos ha resultado dificil separarnos de las conductas primitivas. Los madriles continúan diferenciándose por el color de los testículos pero siguen siendo mandriles.

Saludos

Francisco Javier said...

Yo también lo pensaba cuando me topaba con mensajes de ese género, pero al parecer esos aparatos firman asi por defectoo, ahora creo que sus usuarios simplemente no se han tomando la molestia de cambiarlo. Pero ese comportamiento igual existe.

Gracias por tus entradas, son entretenidas =)

PD: Puede hacerse mas fácil comentar una entrada ¿?, el sitio me ha pedido crear una cuenta en google un blog y pasar un captcha

Morsa said...

Francisco Javier,

no puedo hacer cambios en la manera de hacer comentarios debido al spam. el cual ya ha llegado a los blogs. La única manera para evitar esto es tenerse que registrar y además, el moderar el foro para que aún así no se cuelen. Lo lamento.