Thursday, August 28, 2008

El dulce es la sal de la vida

Así decía mi papá. Y bueno, la foto (*) que ilustra esta pequeña nota ocurrió hace unas pocas semanas, cuando me vi con Sumika, la del Japón. Ella cenó como cualquier oriental hace: verduras, noodles y esas cosas que bien pueden manipular, ya sea con tenedor o con los palitos esos que en el fondo me parecen cada vez más absurdos considerando que contruir tenedores no parece ser una labor demasiado complicada en estos días.

Lo que es de asombrarse es cómo Sumika (sí, la del Japón, la misma), no tiene problemas para manipular esos artilugios para comer. Le son tan familiares como para nosotros lo son los tenedores. De hecho, me pregunto ahora: ¿Se puede comer este postre con palitos en lugar de un tenedor hecho y derecho?

(*) Título de la foto: Manuel come su cena-postre.
Créditos de la foto: Sumika.

No comments: