Saturday, February 21, 2009

El tercer mundo


En 1988, cuando estaba haciendo la maestría en la Universidad de Essex, tenía una amiga española, Carolina, muy maja sin duda, a la cual -por cierto- le he perdido la pista desde hace años. Recuerdo que ella había llegado a la universidad mencionada en automóvil, habiendo salido desde Madrid. En alguna ocasión me llevó en su coche y me acuerdo que en algún momento reflexionamos sobre las licencias de conducir (no necesariamente cuando me montaba en su auto). La cuestión es que en alguna plática con Carolina y amigos de otras partes del mundo que estudiaban en Essex, un inglés (cuyo nombre he olvidado), me mostró su licencia de manejo. No tenía fotografía. Me quedé suspenso... Le dije que si eso fuese en México todo el mundo se prestaría la licencia en cualquier situación. Aparentemente el amigo británico ya había escuchado este argumento porque me dijo: "mala idea, pues si tienes un accidente manejando con una licencia que no es tuya el responsable es el dueño de dicho documento, no quien maneje. Por ello mismo aquí nadie te prestaría su licencia de conducir jamás".

El asunto es que este comentario me hizo pensar que la licencia con fotografía, o cualquier otro documento, no necesariamente necesita llevarla. El caso de la licencia de conducir es un claro ejemplo de que no tiene que llevar a fuerza la fotografía del conductor. El punto es que da la impresión que en México, en este país tercermundista, hay siempre una necesidad de mostrarse "más inteligente", "más vivo", "más abusado", que la norma que gobierne cualquier actividad. Nos sentimos geniales cuando hacemos trampa, cuando quebrantamos una ley, cuando le damos dinero al policía (la clásica "mordida"), para que nos deje dar una vuelta prohibida o no nos ponga una multa que quizás sí merecemos. Y para colmo nos jactamos de nuestras trampas, las vemos como simpáticas, graciosas, y posiblemente anécdotas para recordar. Por su parte, la autoridad decide entonces por ello entonces poner miles de candados: licencias infalsificables, detalles de seguridad imposibles de reproducir, etc. pero en el fondo todo esto no tendría que ser estrictamente necesario.

Como será el asunto de bizarro que en este país la licencia de conducir, que se saca en una oficina del gobierno local, no sirve como una identificación oficial... Vaya, que ni porque contiene la fotografía del conductor le sirve a éste a identificarse en el banco o en algunas oficinas en donde se le solicita a uno probar quién es.

Es cierto, sin embargo, que en muchos países las licencias de conducir requieren fotografía y quizás no es en el fondo necesariamente una medida tercermundista, aunque claramente en este país se utiliza con la intención de que no se haga trampa, o al menos, minimizar esa posibilidad como por ejemplo, en la credencial de elector.

Quizás es tiempo de ver el cochupo cotidiano, la mordida, el pasarse de vivo ante los demás, como algo que hay que erradicar. ¿Por qué no pensar tantito en respetar las leyes que nos pasamos por el arco del triunfo cada vez que se nos antoja? ¿Por qué no buscamos un lugar para estacionarnos antes de hacerlo en doble fila, pensando sólo en nosotros y nunca en los demás? por ejemplo. La cotidianidad implica tener que lidiar con muchos seres humanos que jamás conoceremos en virtudes y defectos, pero que en el fondo -estoy seguro- buscan como nosotros, un mejor país.

2 comments:

Larry said...

Yo creo que la licencia tiene fotografia ya que antes de que existiera la Credencial para Votar con Fotografia (nombre oficial) casi la unica manera de identificarte era la licencia. Despues empezo el empadronamiento y nos entregaron unas credenciales para votar SIN fotografia y a los 2 años la cambiaron por la actual credencial. Y todo esto a raiz de la poca confianza que tenemos en este pais (bananero) donde eres culpable hasta que demuestres lo contrario.

yo said...

Empatía, es todo.

X cierto aquí donde vivo no aceptan licencias de conductor en ningún banco como documento de identificación personal,,, ¿será que les cayeron en las trampas a los del Depto de Transito?