Thursday, March 01, 2012

Casi tres meses y sin respuesta por parte de la delegación Benito Juárez


El 10 de diciembre del 2011 hubo un sismo en la ciudad de México y me encontraba eb el teatro María Thereza Montoya. En el momento del movimiento telúrico se fue la luz y salimos los que acudíamos a un concierto, alarmados y a oscuras. Las puertas de emergencia estaban cerradas con candado. Lo que pasó lo puse aquí.

Escribí al delegado de Benito Juárez, Mario Palacios, quien dio respuesta a mi carta electrónica indicando que se aplicarían a resolver el asunto. Puede verse aquí los resultados de mi carta y de las gestiones de la delegación: absoultamente nulas. No se ha hecho nada.

Insistí y me enteré que el Sr. Alfredo González Barrada, de Prevención del Delito, ya había hecho los oficios para tramitar las puertas, luces de emergencia, guías luminosas para el piso, alarma, etc. Después de eso este señor me dijo que ya a él no le competía el resto del trámite. Hablé entonces con Desarrollo Social y me dieron una cita en donde el Sr. Fernando Flores me atendería. Fui a la dichosa entrevista en donde el funcionario aceptó que es un asunto que hay que arreglar. Me dijo que me escribiría a mi correo o me hablaría a mi teléfono cuando hubiese avances, los cuales -me indicó- deberían ocurrir antes de que acabara febrero. Bueno, pues febrero acabó y nada. Así que hace un par de días le escribí al  Sr. Flores, de desarrollo social, de la menconada delegación. He aquí mi carta:

Fernando,

han pasado 15 días desde que me recibió en su oficina y no sé nada sobre el asunto de las puertas de emergencia en el teatro Montoya. Le recuerdo que se está acabando febrero y según me dijo el asunto se arreglaría antes de acabar el mes. Espero de verdad que no me esté dando el avión, como se dice
coloquialmente y que se tomen las medidas de seguridad que como ya le dije, y estuvo de acuerdo, son prioritarias.

Le recuerdo también que si esto sigue dilatándose (vamos para tres meses del sismo), me obligará a ir a los medios y a la contraloría para denunciar la falta de interés y lo que resulte, porque se hagan las cosas que se tienen que hacer. Le aviso respetuosamente que no me olvido del asunto y que me
cansa que se me ignore buscando esperar que me harte del asunto. 

Le informo también que los hago responsables directamente a usted y al sr. delegado si ocurre algún siniestro en dicho teatro. No puede ser que siga sin resolverse esta situación.

Atentamente, 

ccp. Mario Palacios (delegado)

Unos días después me contestaron de la cuenta del delegado y su texto dice:

Buenos días.

Manuel López Michelone.


En atención a su correo en el que solicita las medidas de seguridad mínimas
para el Teatro Montoya, me permito informarle que nuevamente se canalizo esta situación directamente a la Dirección General de Prevención del Delito y Protección Civil, en específico con el Director General el Lic. Ángel Luna, así como a la Dirección General de Desarrollo Social, en específico con el Lic. Emilio Martínez, para que en breve le informe y le den respuesta a su solicitud.

Asimismo, le informo que se encuentra a su disposición la LINEA BJ 12 09 07
07, que con gusto le seguiremos atendiendo. 

La realidad es que todo esto es una burla. A tres meses del sismo, casi, no se ha hecho nada. Nomás "me dan el avión", "se pasan la bolita" y parece que nadie se puede hacer responsable de esto. Así que tomé acciones y presenté mi queja a la Contraloría, la cual me debe dar respuesta en una semana, aproximadamente. Ya veremos qué dicen ahí.

Mientras tanto le contesté al delegado de Benito Juárez:

 Sr. Mario Palacios Acosta,

Agradezco su mensaje pero en vista de la burla a mi queja, a la falta de atención, al hecho de que nadie se hace responsable y  todos se "pasan la bolita" pero nadie hace nada, Le aviso de la manera más atenta que he puesto mi queja en la Contraloría. Igualmente estoy ya en contacto con los medios de comunicación para dar a conocer la falta de atención, el desaseo y la falta de interés de ud., de la delegación a su cargo,  por algo tan elemental como son las medidas de seguridad en el teatro en cuestión y que nos atañe a todos, porque finalmente la vida misma está en juego, y más aún si consideramos que los sismos no avisan y que vivimos en una zona altamente telúrica.


No puede ser que van a ser tres meses del sismo y a la fecha no se hayan tomado las medidas necesarias. Repito que lo hago a usted responsable directamente si ocurre una desgracia en dicho teatro. Igualmente son responsables los de desarrollo social que incluso tres semanas después de entrevistarme con el sr. Fernando Flores, en donde aceptó que el asunto merece atención prioritaria, no ha hecho nada y aunque me dijo que le daría seguimiento al asunto, no ha contestado a mis mensajes. Así pues, los hago responsables directos en este asunto porque desde el día 11 de diciembre del 2011 que les alerté al respecto.


En verdad -y se lo digo con todo respeto- estoy cansado de sus burlas, de sus tácticas dilatorias, de ignorar el problema del teatro Teresa Montoya. Es vergonzosa su actitud.


Atentamente, 

Así las cosas. Seguiremos informando.

1 comment:

Juan Llaca said...

Si una empresa de la talla de Nestlé, a través de su proveedor del servicio de mercadeo técnico; Merkaprom, fué relativamente complicada de vencer, no veo como permear en la burocracia delagacional de la Gran Ciudad de México. Por una parte la IP (Nestlé) presta atención a las quejas de un consumidor, mal que bien, y eventualmente resuelve por que sus objetivos son de mercado, de marca, de permanencia. Es decir; tienen visión a largo plazo y no desestiman a nadie que puje con algo mas que quejas y recomendaciones negativas. Por otra parte, la visión de los delegados y sus huestes es la de llegar a la sigueinte quincena. Esto es México. Recordemos con tristeza el caso de los infantes fallecidos en aquel tristísimo incendio en la guardería. No se cuanto tiempo ha transcurrido, no de cierto, pero lo que es claro es que muy poco se ha hecho para intentar siquiera resarcir el daño a esas familias. Tal vez si alguien muere en el multicitado teatro a consecuencia de la falta de seguridad, por lo que sea, mencionarán nombres de funcionarios en las noticias, quizá despidan a alguno o algunos para que en un par de años sean candidatos plurinominales en base a su destacada actuación cuando delegados.

Te acompaño en tu lucha mi estimado, mas estimo que son palabras al viento.

Saludos