Monday, January 26, 2009

Ambiciones electoreras


Los partidos políticos en México son consentidos. Reciben del Gobierno, vaya, de nosotros mismos a través de los impuestos que pagamos, cantidades enormes de dinero. Bajo esta perspectiva es interesante pensar en crear un partido político porque éste deja buenas ganancias y es redituable. Éste es el caso del Partido Verde Ecologista (PVE), el cual cuando se creó, estaba de moda hablar de estos temas de sustentamiento del medio ambiente, de la energía limpia, etc. Pero desde luego, no pasó mucho tiempo y se devirtuó rápidamente. Ahora es un partidito político que para sobrevivir y seguir percibiendo dinero se alía a cualquiera de los 3 partidos grandes y así nunca pierde el registro y siguen en bonanza, con o sin crisis a su alrededor.

Para colmo, todos sabemos que el PVE es prácticamente propiedad de una familia, la González Martínez, en donde tenemos al famoso "niño verde", Jorge Emilio González Martínez, actual senador y presidente del PVE, que hace tiempo lo videograbaron para ver si lograban sobornarlo con un asunto ecologista en por Cancún (ver esta nota). Cuando todo salió a la luz pública el cretino niño verde dijo que "se lo chamaquearon", pero lo único que se vio es lo que todos sabemos: que Jorge Emilito, y toda su parentela, son unos ladrones y en el poder se sienten impunes. Por ello actúan así porque además, en este país nadie hace nada nunca. (Y después me reclaman cuando digo ue este no es un país que no sirve).

Pues bien, en las ambiciones electoreras, que no electorales, el PVE ha puesto una serie de anuncios espectaculares en donde se habla de instaurar la pena de muerte en nuestro país, para asesinos y secuestradores. Todo esto, según dice el espectacular "porque nos interesa tu vida".

Cualquiera con un par de neuronas sabrá que instaurar la pena de muerte no puede servir en este país. Primero, porque está demostrado que eso no detiene a los asesinos ni secuestradores. Se conoce, porque hay estadísticas en los EEUU (país que hace estudios de esta naturaleza de prácticamente todo), que la amenaza de la pena de muerte no es argumento para que un delincuente no cometa un delito. Eso no los detiene. Pero más aún, sabemos que en México la ley no existe realmente. Está sujeta a cuánto tienes, cuánto eres. Si hay dinero, probablemente puedas salir del peor de los crímenes sin problemas. Pero si no tienes dinero y tienes un problema legal pues agárrate, porque tendrás un sinfín de dificultades. En este país en donde la legalidad es de chicle y se estira tanto como se puede, no hay manera de confiar en la ley, por lo cual, pretender que se reinstaure la pena capital es casi parecido a darle más argumentos a la corrupción, a la ilegalidad, a la transa, a la impunidad que tanto prospera en nuestro terruño.

Yo quiero creer que el PVE y sus afiliados no pueden ser tan estúpidos para pretender que se reinstaure esta pena, sino que simplemente lo hacen por motivos electoreros, para ganar adeptos ante el cansancio de la ciudadanía por la inseguridad, los levantamientos, las ejecuciones, el narcotráfico, etc.

Ahora bien, si genuinamente están pidiendo semejante pena, entonces son unos cretinos en todo el sentido de la palabra. En cualquiera de los dos casos siempre han actuado así y ahora me pregunto: ¿por qué los califico como cretinos si siempre lo han sido?

3 comments:

rey_nefi said...

Estadisticamente el 48% de los que estan encarcelados no se les ha comprobado su culpabilidad. Y muchos de ellos purgan condenas siendo inocentes. Sin duda el aprobar la pena de muerte significara que se condenaria a varios a la muerte, posiblemente siendo inocentes

Jorge Alberto said...

Tienes razón pero cuando vemos a sujetos como el mocha orejas, el tipo que hizo pozole a 300 personas, y las muertes en Ciudad Juárez que se han estado realizando por no pagar algún tipo de protección; no quisieramos tenerlos en nuestra sociedad.

Cyberprimo said...

En lo personal creo que ese partido VERDE la verdad si esta verde no saben ni maiz, es un partido de juguete, como bien mencionas el gobierno mantiene a los partidos asi que una vez mas eso es negocio no politica (Me pregunto yo ¿cuando la politica paso a ser negocio?).

Pero entre otras banalidades lo de la pena de muerte es una chorrada, solo alguien con dos dedos de frente pensaria que eso estaria bien, vamos que con el aparato jurico mexicano, aun hombre que robe un pan para alimentar a sus hijos (esto es veridico paso)se le castiga mas que a los ladrones de cuello blanco.

Ahora supongamos que ya se aprovara la ley de pena capital, quien asegura que un ladron de cuello blanco le plante pruebas falsas a un inocente y se compre a la justicia y libre su pellejo condenando a otro inocente, en definitiva que bueno que no soy ni politico, ni abogado ni relacionado, no podria soportar mi conciencia con tanta porqueria.

Saludos XD