Wednesday, June 10, 2009

La búsqueda mexicana del "chivo expiatorio"

Este país hace una y otra vez lo mismo. Las situaciones se repiten una y otra vez, y aparentemente nadie se asombra. Pondré un par de ejemplos:
  1. En 1985 tiembla en la Ciudad de México y muchos edificios sufen daños de consideración. De hecho, algunos edificios se colapsan y quedan enterrados en ellos miles de personas, algunas pocas que con una suerte infinita escapan a la muerte. Una vez terminada la emergencia se hacen los análisis del caso y se encuentra -cosa rara- que muchas construcciones que se desplomaron fue porque estaban mal construidas o bien, construidas con materiales que no correspondían a las necesidades técnicas que obligaba a tales construcciones. Pero esto ya lo sabíamos de antemano y surgieron las historias de esta naturaleza: "es que el ingeniero de la obra trajo varilla más delgada para economizar costos (o quedarse con el resto del dinero)". A buscar un chivo expiatorio porque así estaremos más tranquilos.
  2. Hace un año, creo, hubo un accidente en donde murieron una decena de chamacos en una discoteca. Era una tardeada pero llegó la Policía para hacer una redada y se creó el pánico. Los policías cerraron los accesos del inmueble y en el sofocón murieron jóvenes que iban a divertirse. La razón de este accidente en el News Divine, que creo así se llamaba dicha disco, es que la policía hacía este tipo de acciones desde antes. Sacaba a los chavos, los subían a camiones y los llevaban al Ministerio Público. Ahí la autoridad se encargaba de dar aviso a los padres y estos finalemnte tenían que pagar una mordida para que sus hijos salieran rápido de las instalaciones de la policía. En esta ocasión salió mal el numerito y hubo muertos. Después de eso ¿qué se hizo? Sesusod análisis indicaron que todo se hizo mal (cuando se había hecho desde hacía años así), y que había que erradicarlo. Obviamente la corrupción en el giro de discotecas y antros, era parte del tema.
  3. Hace unos cinco días hubo un incendio en una guardería en Sonora. Murieron 44 niños y la cifra letal puede ser áun mayor. Ahora, al conocerse las condiciones de dicha guardería y después del concienzudo análisis del mexicanos, vemos notas como la del Universal, cuya cabeza es: "Sin control, más de 8 mil “guarderías changarro” y cuya nota empieza así: "221 mil niños corren riesgos en viviendas habilitadas como estancias que violan la NOM (Norma Oficial Mexicana)". Ajá, busquemos un chivo expiatorio, en este caso, de nuevo, es esta corrupción del mexicano que parece estar a flor de piel.
Este mecanismo, esta idea de encontrar al responsable es casi endémica del mexicano. El culpable es casi siempre la corrupción del ramo que estemos analizando. Así nos la gastamos.

1 comment:

Alex said...

No solo ahi, en muchos casos mas, en México la corrupción sera dificil de erradicar:

http://tinyurl.com/nwatzz